Mirotic, en el Barcelona - Valencia Basket

Mirotic, en el Barcelona - Valencia Basket EFE

Baloncesto BARCELONA 97-94 VALENCIA BASKET

El Barça, con un Mirotic estelar, triunfa en un partido vibrante ante el Valencia Basket

Los de Pesic lo pasaron mal tras el descanso y frente a un Jordan Lloyd que acabó el partido con 30 puntos.

Una actuación superlativa del ala-pívot del Barça Nikola Mirotic (33 puntos, 6 asistencias, 5 rebotes y 43 de valoración) acabó con la resistencia, en el Palau Blaugrana, del Valencia Basket (97-94), al que solo le faltó frenar al montenegrino para llevarse la victoria. [Narración y estadísticas: Barcelona 97-94 Valencia Basket]

Pese a controlar el rebote (32, nueve más que los azulgranas), desequilibrar ofensivamente con Jordan Loyd (30 puntos) y mandar en la zona con Bojan Dubljevic (19 puntos), los de Jaume Ponsarnau se estrellaron con la intensidad de su rival y la presión del Palau en el último minuto, cuando los tiros libres decidieron el encuentro.

Se vivieron 40 minutos de alto voltaje, con dos equipos completando ataques rápidos y dos jugadores, Mirotic y Loyd, brillando ofensivamente.

El ala-pívot montenegrino completó unos primeros siete minutos impolutos con doce puntos -seis de ellos desde la línea de 6,75 metros- que impulsaron a su equipo hasta los nueve puntos de ventaja (22-13, min.7).

Brandon Davies, durante el partido entre el Barça Lassa y el Valencia Basket

Brandon Davies, durante el partido entre el Barça Lassa y el Valencia Basket EFE

Descansó la estrella azulgrana y respiró el Valencia, superior en la pintura con Tobey y Dubljevic, aunque sufriendo con las pérdidas, mientras que Loyd aparecía intermitentemente en los últimos compases del primer tiempo para situar el 27-23.

Movió el banquillo Svetislav Pesic en el segundo acto. Sin Mirotic, al conjunto catalán le costaba anotar con más regularidad, algo que el Valencia lo aprovechó para gozar de la primera ventaja gracias a Dubljevic, muy productivo en la pintura (34-35, min.16).

Entró, de nuevo, Mirotic al parqué y el Barcelona mejoró. Recuperaban balones los de Pesic y jugadores como Hanga podían anotar con ataques rápidos.

El ejemplo más claro fue la jugada con la que se cerró el primer tiempo: el alero magiar se inventó una asistencia propia de un 'quarterback' y el ala-pívot montenegrino resolvió bajo el aro dejando el 52-44 al descanso.

La reanudación empezó como el primer tiempo. El Barça ganando confianza a ritmo de triples, de Mirotic y Delaney, y gozando de una renta de doce puntos (56-44, min.21).

Controlaba el encuentro el montenegrino, pero su equipo no lo cerraba. Loyd despuntaba en el perímetro y Dubljevic, una pesadilla para Tomic en la zona, controlaba el rebote.

El Barça dependía de Mirotic y algún chispazo del joven Leandro Bolmaro. Su rival se acercaba poco a poco y, de la mano de Colom y Loid, se llevó el parcial (22-26) y se situó a dos puntos antes del último periodo (74-72).

Con todo abierto, Pesic no dio descanso a Mirotic, que con un triple daba aire a los suyos (81-74, min.34). Sin embargo, los locales, sin chispa en defensa, no frenaban a Dubljevic.

Un triple de Ndour y tres tiros libres de Loyd igualaban el encuentro a 3:54 para el final (88-88). El Barça, con un robo de Davies y dos puntos de Delaney, situaba el 92-88 (min.38), pero un triple con falta personal a Loyd dejaba todo abierto a 1:14 de la conclusión (92-92).

Davies, clave con un tapón a San Emeterio, y Mirotic y Delaney, desde la línea de tiros libres, acercaban al conjunto catalán a la victoria (95-92).

Loyd tuvo la prórroga con un triple que no entró y Claver, corriendo a la contra, sentenciaba el encuentro en el que Mirotic se multiplicó para acabar con la resistencia de un rival que nunca se rindió.