MERCK & CO INC Thomson Reuters

Salud Covid-19

MSD pide la aprobación de urgencia de la primera píldora efectiva contra la Covid en EEUU

EEUU ya ha comprado 1,7 millones de dosis del tratamiento aunque aún no ha sido aprobado por las autoridades sanitarias.

11 octubre, 2021 13:45

Noticias relacionadas

La compañía farmacéutica Merck, Sharp & Dome (MSD) ha anunciado este lunes que ha solicitado a la Administración de Alimentos y Medicamentos de EEUU (FDA, por sus siglas en inglés) una autorización de uso de emergencia para su tratamiento antiviral experimental contra la Covid-19, molnupiravir. Según los datos de la compañía basados en un ensayo de Fase III que fue interrumpido por el alto porcentaje de éxito, el fármaco reduce el riesgo de hospitalización y muerte a casi la mitad, según los datos de un ensayo clínico que se encuentra realizando.

La compañía, que en Estados Unidos es llamada simplemente Merck pero que no tiene nada que ver con la farmacéutica alemana de mismo nombre, ya ha vendido 1,7 millones de dosis a EEUU. Australia y algunos países asiáticos como Tailandia, Malasia, Singapur y Corea del Sur también ha adquirido cientos de miles de tratamientos sin esperar al dictamen de las autoridades sanitarias. 

Según los datos que maneja MSD, el molnupiravir es probablemente eficaz contra las variantes conocidas del coronavirus, incluida la dominante y altamente transmisible Delta. De ser así, estaríamos ante la primera píldora antiviral eficaz contra la Covid-19.

Dado que el molnupiravir no se dirige a la proteína de la espiga del virus -el objetivo de todas las vacunas actuales contra el Covid-19-, que define las diferencias entre las variantes, el fármaco debería ser igualmente eficaz a medida que el virus siga evolucionando, según Jay Grobler, jefe de enfermedades infecciosas y vacunas de MSD.

En cambio, el molnupiravir se dirige a la polimerasa viral, una enzima necesaria para que el virus haga copias de sí mismo. Está diseñado para actuar introduciendo errores en el código genético del virus. Los datos muestran que el fármaco es más eficaz cuando se administra en las primeras fases de la infección, según MSD.

El fabricante de medicamentos estadounidense probó su antiviral con muestras de hisopados nasales tomadas de los participantes en los primeros ensayos del fármaco. Delta no estaba en amplia circulación en el momento de esos ensayos, pero el molnupiravir se probó contra muestras de laboratorio de la variante que está detrás del último aumento de hospitalizaciones y muertes por COVID-19.

MSD está realizando dos ensayos de fase III del antiviral que está desarrollando con Ridgeback Biotherapeutics: uno para el tratamiento del COVID-19 y otro como preventivo. La compañía prevé que el primer estudio finalice a principios de noviembre, según Grobler. "Los datos podrían llegar antes o después", añadió. La investigación se presentó durante la IDWeek, la reunión anual de organizaciones sobre enfermedades infecciosas, incluida la Sociedad de Enfermedades Infecciosas de América.