El 12% de los catalanes no acude al dentista por motivos económicos.

El 12% de los catalanes no acude al dentista por motivos económicos. Pixabay

Salud

¿Empastes a 10 euros? Colau anuncia los primeros dentistas públicos en España

El Ayuntamiento de Barcelona espera que 36.000 personas se beneficien al año de hasta un 40% de descuento en los tratamientos odontológicos.

Noticias relacionadas

El pleno de Barcelona ha aprobado este viernes la propuesta del Gobierno de Ada Colau de crear el primer dentista municipal del Estado, con el objetivo de ofrecer un servicio de odontología con precios ajustados a costes y que prevé atender a 36.000 personas al año.

La nueva iniciativa económica ha contado con los votos favorables de BComú, ERC, PSC, CUP-Capgirem y los ediles no adscritos Gerard Ardanuy y Joan Josep Puigcorbé, mientras que PDeCAT, Cs y PP han votado en contra del proyecto, que funcionará en régimen de libre competencia.

La teniente de alcalde de Servicios Sociales, Laia Ortiz, ha recordado que se han incluido en la iniciativa algunas de las aportaciones de las entidades profesionales, como el compromiso de que el dentista municipal abra en uno de los barrios con una situación socioeconómica por debajo de la media de la ciudad.

Servicios más baratos

Ortiz ha asegurado que el proyecto tiene como objetivo facilitar el acceso al dentista al volumen de personas que actualmente no pueden acceder por motivos económicos, y que, según la última Encuesta Nacional de Salud de 2017, es un 12% de la población de Catalunya.

El nuevo servicio odontológico se ha diseñado para atender unas 36.000 personas al año, 18.000 ya durante el primer ejercicio y con solo un centro en funcionamiento que dispone de ocho butacas, con unos precios que podrían ser hasta un 40% por debajo de los actuales.

La concejal del PDeCAT Irma Rognoni ha dicho que no tiene sentido que una empresa "con déficit" gestione un nuevo servicio, en referencia a Barcelona de Serveis Municipals SA (B:SM), mientras que Marilén Barceló (Cs) ha reprochado a la alcaldesa hacer una propuesta populista que quiere tapar el fracaso en la gestión municipal, según ella.

Una medida populista, según la derecha

Montse Benedí (ERC) ha pedido concretar cómo se dará cita a los futuros usuarios y preguntarse por qué los elevados precios de este servicio en la ciudad, mientras que Jaume Collboni (PSC) ha reclamado que el sistema sanitario público ofrezca servicios de salud bucodental para que deje de "ser un estigma".

El popular Xavier Mulleras ha acusado a BComú de demagogia electoralista, y Maria Rovira (CUP) ha pedido trabajar para que el servicio sea más extenso, como también ha sostenido el edil no adscrito Gerard Ardanuy: "Se tiene que intentar incrementar el número de familias que lo utilicen", mientras que Joan Josep Puigcorbé ha apuntado que es una iniciativa interesante.

[Más información: El Congreso pide al Gobierno incluir el dentista dentro de la sanidad pública]