• 1 de 5

    El 'boom' del aguacate

    El aguacate vive un 'boom' en la gastronomía patria similar al que en su tiempo experimentó la cebolla caramelizada. Este alimento originario de Mesoamérica se ha colado en supermercados y restaurantes de nuestro país y cada vez tiene una mayor presencia en platos de lo más variopinto. No es de extrañar por tanto que Europa sea ya el segundo mayor mercado del mundo, con 1.100.000 toneladas de aguacates importadas sólo en 2018. 

    Según datos de la Organización Mundial del Aguacate (sí, este organismo existe), los españoles consumimos alrededor de 1,2 kilos al año (unos ocho aguacates al año). Una cantidad que se ve afectada por su elevado precio, que suele superar los tres euros el medio kilo en cualquier supermercado. Pero, ¿qué aporta realmente este alimento a nuestro organismo? ¿Es realmente saludable? 

  • 2 de 5

    Una fruta rica en grasas

    Lo primero que conviene tener en cuenta es que el aguacate no es una verdura, ni un tubérculo, ni una hortaliza. El aguacate es una fruta que se extrae de un árbol bautizado como aguacatero y que se cultiva principalmente en zonas de América que tienen un clima tropical. Se trata de una fruta particular, porque a diferencia de la gran mayoría, tiene un elevado contenido calórico y es rica en grasas.

    Así, España se ha convertido en el principal exportador de aguacate de Europa gracias al microclima que se da en una zona muy concreta de Málaga, la comarca de la Axarquía, donde se cultiva el también llamado oro verde.

  • 3 de 5

    Alto contenido calórico

    El aguacate es una de las frutas que aporta más calorías debido a su perfil nutricional, en el que hay un elevado contenido en grasas. "El contenido de agua del aguacate es inferior al encontrado en la mayoría de las frutas, mientras que el aporte de lípidos, como en el caso de la aceituna, es muy superior, lo que aumenta su valor calórico", señala la Federación Española de la Nutrición (FEN). "Las grasas que contiene son en su mayor parte insaturadas (monoinsatuaradas), destacando en particular el elevado contenido en ácido oleico", añade la organización. Estas grasas favorecen el colesterol bueno (también conocido como HDL).

    Así, a diferencia del resto de frutas, que son ricas en vitamina C y B6, el aguacate es fuente de vitamina E, un potente antioxidante que ayuda a fortalecer el sistema inmunitario frente a virus y bacterias y ayuda además a la formación de glóbulos rojos. 

  • 4 de 5

    No engordan

    Como el resto de frutas, los aguacates no sólo no engordan, sino que protegen contra la obesidad y el sobrepeso. Lo han señalado a lo largo de este tiempo distintos estudios científicos. Uno de los últimos metaanálisis realizados a este respecto fue publicado el pasado mes de marzo en la revista Nutrients. En los resultados del estudio se puede leer: "Los consumidores de aguacate que tenían un peso normal al inicio del estudio ganaron significativamente menos peso que los no consumidores". 

    No es, ni mucho menos, el único estudio que ha encontrado evidencias de que el aguacate ejerce un efecto protector contra el sobrepeso. Ya en 2013 otro trabajo publicado en la revista Critical reviews in food science and nutrition llegó a unas conclusiones similares: “Los estudios exploratorios sugieren que los aguacates pueden apoyar el control del peso y el envejecimiento saludable”.

  • 5 de 5

    El guacamole, una salsa saludable

    La popularización del aguacate ha llegado a España de la mano del éxito de la salsa (o, más bien, crema) que se elabora con esta fruta: el guacamole. Se trata de una receta saludable de origen mexicano que, aparte de aguacates, incluye también cebolla, jalapeños y cilantro. En el supermercado se pueden encontrar distintas variedades de esta salsa, pero no todas son saludables. 

    Tal y como explicamos en EL ESPAÑOL, para que este producto sea una buena opción y no un ultraprocesado más, debería incluir un porcentaje muy elevado de aguacate y mínimo de otros ingredientes como el aceite vegetal. Hay salsas de aguacate en el supermercado, por ejemplo, que no llegan a tener ni un 1% de aguacate

J.A.G.