Serena Williams

Serena estalla contra la violencia racial: "Temo que algo le pase a mi sobrino"

"Como dijo Martin Luther King, 'llega un tiempo en el que el silencio es una traición'", comentó la tenista afroamericana.

Serena grita tras perder un punto.

Serena grita tras perder un punto.

  1. Serena Williams
  2. Tenistas
  3. Racismo

Serena Williams estalló esta madrugada a través de Facebook contra la violencia racial que se vive en estos días en EEUU. "Como dijo Martin Luther King, 'llega un tiempo en el que el silencio es una traición'", comentó la tenista afroamericana en la red social.

Relató un episodio vivido ayer en el que ella iba de copiloto en el coche que conducía su sobrino -también negro-, cuando vio a un coche de policía parado en el borde de la carretera. "Recordé aquel horrible vídeo de una mujer que iba en su coche cuando un policía disparó a su novio", comentó Serena.

La referencia era hacia Philando Castile, quien murió en directo porque su pareja emitió lo sucedido en Facebook Live. "Me arrepentí de no ir conduciendo yo misma. Nunca me habría perdonado si algo le hubiese pasado a mi sobrino", agregó la tenista. "¿Por qué tengo que preocuparme por este tema en 2016?", se preguntaba Serena.

Se trata de una de las últimas estrellas del deporte en criticar abiertamente la violencia racial que sacude el país y que ha provocado duros enfrentamientos entre protestantes y miembros de las fuerzas de seguridad.

Quizás, uno de los más representativos se el quarterback de los San Francisco 49er Colin Kaepernick, quien se negó a ponerse en pie durante el himno americano en protesta por la "opresión contra los negros".

A raíz de este gesto, que ha sido seguido por más jugadores de fútbol americano, la NFL se ha posicionado contra la violencia racial y mantiene un tenso pulso con las fuerzas encargadas de preservar la seguridad en los partidos.

También desde la NBA -donde la mayoría de los jugadores son negros- ha apoyado las protestas contra la violencia racial. De hecho, una de las estrellas de la liga, LeBron James, comentó el pasado lunes su "miedo" ante posibles sucesos con la policía.

"Tengo un hijo de 12 años, uno de nueve y una hija de dos. Le dices a tus hijos que escuchen a la policía y sean respetuosos, pero luego ves esos vídeos y piensas en lo malo que sería que me llame diciendo que ha sido detenido, porque no puedo tener la confianza de que regresará sano y salvo a casa", reflexionó James.