Prostíbulo donde han ocurrido los hechos.

Prostíbulo donde han ocurrido los hechos.

Sucesos

Un cliente de un puticlub de Madrid trata de quemar con gasolina el local al no quedar satisfecho

El arrestado, de nacionalidad española, había estado 30 minutos con tres prostitutas en un club de alterne. Fue detenido por la Policía Nacional.

Noticias relacionadas

Madrugada en el madrileño barrio de Aluche. Todos duermen mientras un club de alterne, situado en el número 211 de la calle Illescas, está abierto ofreciendo sus servicios. Un hombre de 59 años entra y mantiene relaciones sexuales con tres prostitutas. No obstante, consumidos los 30 minutos contratados, el hombre se encuentra insatisfecho con los servicios prestados y muy enfadado se va del prostíbulo. Quería venganza. "Voy a volver y voy a quemar el local con vosotras dentro", amenaza a las trabajadoras antes de marcharse.

El hombre acude a una gasolinera de la Avenida de los Poblados y compra un bidón de gasolina con la intención de quemar el local. Un taxista está por la zona buscando pasajeros para transportar. Pero no los encuentra, a quien ve es al hombre con cara de pocos amigos, bidón en mano y paso decidido. El conductor sospecha y pregunta al hombre de 59 años que si ocurría algo grave. El señor le contesta que iba a prender fuego a un prostíbulo con todas las personas dentro. Sin dudar. Sin impunidad.

El taxista, alarmado, llama al 091 para informar a la Policía Nacional de la intención del hombre de incendiar el club de alterne. Entretanto, el hombre llega a la puerta del club y grita: "¡Os voy a incendiar!". Rocía el lugar con gasolina y, después, saca su mechero.

Va a hacerlo, pero en ese instante llegan al lugar unidades Zeta de la Policía Nacional y consiguen detenerle justo después de que vaciara la garrafa con el líquido inflamable. Son las 5 de la madrugada y lo que pudo acabar en tragedia, se evita por la intervención del cuerpo armado.  

Al respecto, un portavoz de Jefatura Superior de Policía de Madrid ha confirmado que el hombre fue arrestado por presunta tentativa de incendio y amenazas graves, al comprobar los agentes que tenía actitud de prender fuego con las mujeres y clientes que había dentro. De hecho, se ha comprobado que tiene antecedentes policiales.