Serán juzgadas tres mujeres por un presunto delito de odio y un supuesto delito contra los sentimientos religiosos.

Serán juzgadas tres mujeres por un presunto delito de odio y un supuesto delito contra los sentimientos religiosos.

Reportajes

Las tres mujeres de 'La procesión del coño insumiso', a juicio: piden cárcel y 3.000 euros

Las tres mujeres están acusadas de procesionar con una vagina de plástico. Ahora, la Fiscalía pide un año y medio de cárcel y una multa de 3.000 euros.

Noticias relacionadas

El Juzgado de lo Penal número 10 de Sevilla juzga hoy a las tres mujeres acusadas de procesionar una vagina de plástico de un par de metros de altura a modo de Virgen -el pasado 1 de mayo de 2014-, durante la procesión "del coño insumiso". La Fiscalía pide una multa 3.000 euros por un presunto delito contra los sentimientos religiosos. 

La Asociación Española de Abogados Cristianos (AEAC) ejerce de acusación particular y acusa a las mujeres de un delito de odio y un supuesto delito contra los sentimientos religiosos "con alevosía y la agravante de odio ideológico", y reclama un año de cárcel y una multa de 3.600 euros para cada. La titular del Juzgado de Instrucción número 10 de Sevilla, Pilar Ordóñez Martínez ya archivó la causa en junio del 2016 al entender que "no creer en los dogmas de una religión y manifestarlo públicamente entra dentro de la libertad de expresión".

En abril del 2017, el tribunal de la Audiencia de Sevilla (Sección Tercera) ordenó reabrirla y continuar con la investigación, atendiendo así al recurso de apelación presentado por la asociación Abogados Cristianos porque dicha procesión "constituye un escarnio al dogma de la santidad y virginidad de la Virgen María".

En el auto de apertura del juicio oral, la juez explica que, a través de las redes sociales, se difundió la convocatoria para el 1 de mayo de 2014 de un ‘Aquelarre Feminista’, con salida a las 11,00 horas desde la Plaza del Pumarejo, de Sevilla, que "no fue comunicado" a la Subdelegación del Gobierno. Según expone la magistrada, la manifestación llevaba el nombre de la ‘Hermandad del Sagrado Coño Insumiso a la Explotación a la Precariedad’. Partió de dicho lugar, recorrió distintas calles, y finalizó a las 14,15 horas. La misma fue secundada por al menos 100 personas. 

En la procesión, unas 12 mujeres se vistieron con la cabeza cubierta por una capucha  "a modo de penitentes", mientras otras portaban "la imagen de lo que parece un órgano genital femenino, a modo de Imagen Sagrada, siendo portada en andas simulando un paso procesional de la Semana Santa".