Cristina había estudiado Turismo en Barcelona y, hace un par de años, decidió mudarse a Inglaterra, junto a su novio Abdelaziz. La pareja se instaló en el barrio de Inner Avenue, en Southampton. Pero la relación comenzó a torcerse. En una de esas, el joven regresó a Cornellá, su municipio. Habían discutido, ya no querían seguir más juntos. Pero a finales de septiembre, Abdelaziz decidió volver a Southampton. Previamente, le dijo que la iba a matar. 

Noticias relacionadas

El 21 de septiembre se coló en la casa que había compartido con Cristina y la apuñaló. Los vecinos, alertados por el gran estruendo de la discusión, llamaron a los Servicios de Emergencias. Cuando llegaron, Cristina estaba herida de gravedad. Él se intentó suicidar. La familia de la joven se ha despedido de ella a través de un comunicado: "Nunca olvidaremos tu vitalidad, tu felicidad o tu determinación para alcanzar tus objetivos". 

Su ex se coló en su casa y la hirió de muerte

Cristina nació hace 28 años en Cornellá de Llobregat, un municipio al suroeste de Barcelona. Allí, estudió Turismo y conoció a Abdelaziz -de origen marroquí-. Un chaval de su barrio con quien la joven comenzó una relación. "Era un noviazgo de idas y venidas", han comentado sus padres. Hace algunos años decidieron irse juntos a Inglaterra. Ambos querían vivir la experiencia de residir fuera de Cornellá, mejorar su inglés y contar con una experiencia laboral lejos de España. Se instalaron en la ciudad de Southampton Allí Cristina "era muy feliz".

Alquilaron una planta de una pequeña casita en el barrio de Inner Avenue. Las cosas no mejoraron entre ellos; las discusiones eran continuas y Abdelaziz decidió, al tiempo, volver a Cornellá. Allí, según publica El Caso, les confesó a sus más allegados que quería volver a la ciudad inglesa para "asesinar" a la joven. Cristina pasó el verano junto a sus padres en uno de los barrios obreros del municipio catalán. Tras la época estival regresó a Inglaterra, decidida a emprender una nueva vida, esta vez sin pareja. 

La casa donde vivía Cristina y donde su exnovio la asesinó.

El 21 de septiembre, Abdelaziz llegó a Southampton y se dirigió a la casa del barrio de Inner Avenue. Se coló en la vivienda de noche y comenzó a discutir con Cristina. La acalorada conversación fue subiendo de intensidad hasta que el joven la agredió con un cuchillo, provocándole varios cortes. Cuando los vecinos advirtieron el gran jaleo, decidieron llamar a la Policía. Los agentes llegaron pero ya era demasiado tarde. Cristina presentaba heridas mortales. Abdelaziz había tratado de quitarse la vida. 

Fueron las heridas de las cuchilladas las que le produjeron la muerte, según las pruebas post-mortem que le hicieron los investigadores de la policía. Por su parte, Abdelaziz ingresó en el hospital para ser atendido. Pero el 30 de septiembre le dieron el alta. Ya ha sido detenido por un presunto delito de asesinato. Las heridas no le permitieron declarar en un primer momento y ahora, ya fuera del hospital, está bajo custodia policial e interrogado por los agentes.

El cuerpo todavía no ha podido ser repatriado

La familia de Cristina se encuentra rota ante su temprana marcha y han mandado un comunicado donde se muestran muy afectados: "Cristina, falleciste demasiado pronto para unirte a tu perra Noa. Nunca olvidaremos tu vitalidad, tu felicidad o tu determinación para alcanzar tus objetivos. Siempre diste lo mejor de ti a tu familia, a tus perritos, a tus sueños. La palabra imposible no estaba en tu vocabulario. Siempre te amaremos y te extrañaremos". 

La policía británica sigue con la investigación para intentar esclarecer los hechos.

Tras la pérdida de su hija, la familia de Cristina se enfrenta a otro momento complicado: la repatriación del cadáver. Manuel y Antonia, los padres de la joven, se desplazaron hasta la ciudad inglesa para volver con el cuerpo de su hija, pero no fue posible. Como confirma El Caso, todavía sigue en Londres y se espera que sea repatriado dentro de unos diez días. El cuerpo lleva en Inglaterra, aproximadamente, 20 días. Además, las investigaciones por parte de la policía del condado de Hampshire han alargado este calvario de repatriación que la familia vive con mucho dolor.

Cristina, de 28 años, es la cuadragésimo sexta mujer asesinada este año por su pareja o expareja. En España, en 2019, también han sido asesinadas: Ángeles, de 49 añosIkka, de 59 añosSandra, de 39; Alba, de 27 años; Elena, de 58; Dolores, 73 añosGema, de 22 años;Nicole, de 21 añosEva, de 47 años; Riet, 54 años; María del Carmen, de 45 años; Elena, de 54 años; Mónica BorrásMonika Asenova, de 29 años;  Piedad, de 51 añosJuana Ureña, de 47 años; Irene LópezNelea, de 22 años;  María Soledad Bobet;Gloria Tornay Naranjo, de 58 años; María José Aboy Guimarey, 43 años; Estrella Domínguez, 63 años; Sheila Chazarro Moyano29 años;Daría Oliva Luna, 20 años; Rosa María Concepción Hernández, 60 años; Rosa Romero Rueda, 69 años;Rebeca Santamalia, de 47 años; Romina Celeste, de 28 años; Leonor Múñoz González, de 47 años; Rebeca Alexandra Cadete,de 26 años, Manuela B.B., de 61 años, Maisu, de 47, Maruchi de 52 y Pilar de 49 años..La serie 'La vida de las víctimas' contabilizó 47 mujeres asesinadas en 2018 y 53 mujeres en 2017.