Ana Julia, detenida por la muerte de Gabriel

Ana Julia, detenida por la muerte de Gabriel

Reportajes

La Fiscalía pide prisión permanente revisable para Ana Julia, la asesina confesa del niño Gabriel

Reclama, además, el pago de más de 1.000.000 de euros en concepto de gastos por la búsqueda, gastos médicos y daño moral sobre los familiares.

La Fiscalía de Almería pide la pena de prisión permanente revisable para Ana Julia Quezada por el asesinato con alevosía del niño Gabriel Cruz, autora confesa del asesinato de Gabriel Cruz.

También, diez años más de cárcel por sendos delitos de lesiones psíquicas a los padres del menor, Ángel Cruz y Patricia Ramírez, además de la prohibición de comunicación o aproximación on cada uno de ellos a menos de un kilómetro durante 30 años.

Según ha informado este jueves la Fiscalía Superior de Andalucía, solicita también el pago de los 200.203 euros de los gastos generados en la búsqueda del menor, en la que se empleó un amplio operativo de búsqueda que duró 11 días.

Además, en concepto de reparación del daño moral reclama 600.000 euros para los padres, 160.000 para la abuela materna y otros 170.000 por los gastos médicos en conceptos de lesiones psíquicas y secuelas.

Gabriel murió el mismo día que desapareció, el 27 de febrero de 2018. Falleció por asfixia al taparle con "fuerza desproporcionada" la nariz y la boca, según aparece redactado en el escrito de la Fiscalía Superior de Andalucía.

Ana Julia, tras acabar con la vida del menor, cavó una fosa en el exterior de la finca a la que había llevado al niño, y lo enterró con tierra y piedras. Después, arrojó la ropa del niño a un contenedor de vidrio de un barrio próximo. Fue detenida el 11 de marzo.