Imágenes del tiroteo ocurrido en Barcelona este lunes por un conflicto entre clanes.

Imágenes del tiroteo ocurrido en Barcelona este lunes por un conflicto entre clanes.

Reportajes

Tiroteo entre gitanos a plena luz del día en Barcelona: cuatro heridos graves

Cuatro personas han resultado heridas de gravedad, dos de ellas en estado crítico, en un tiroteo que se ha producido esta mañana en el distrito de Nou Barris de Barcelona por un ajuste de cuentas entre bandas rivales.

Los hechos han ocurrido poco después de las 10.30 horas de este lunes en el paseo Urrutia, en el barrio de Can Peguera. En él han resultado heridas cuatro personas que han ingresado en el hospital Vall d'Hebron de Barcelona: dos en estado crítico, un extrema gravedad y un último seriamente afectado, según han informado a Efe fuentes del centro hospitalario.

En el tiroteo, que al parecer se ha producido en un enfrentamiento entre clanes gitanos, se ha visto implicado también un turismo de color granate que se ha dado a la fuga y que ha sido interceptado poco después en Sant Adrià de Besòs (Barcelona) por  la policía local, con cuatro personas a bordo. Según ha indicado El Periódico, los sospechosos han sido detenidos a punta de pistola. Tras ser cacheados, los agentes únicamente les han encontrado armas blancas.

Imágenes del tiroteo en Barcelona.

Las primeras informaciones indican que se trata de un ajuste de cuentas entre dos grupos por un asunto de tráfico de drogas.

Los cuatro ocupantes del vehículo han sido trasladados a una comisaría de los Mossos d'Esquadra, donde están siendo identificados por los agentes de la policía catalana.

En rueda de prensa, el Conseller de Interior, Miquel Buch, ha afirmado que las cuatro personas que iban en el coche están siendo identificadas por su "posible relación" con el tiroteo, que, según ha indicado, "todo apunta" a que obedece a un "ajuste de cuentas entre diferentes bandas o grupos".

El Sistema de Emergencias Médicas (SEM) ha desplazado cuatro unidades hasta el lugar de los hechos, pero al llegar allí no ha podido atender a los afectados, ya que habían acudido por sus propios medios hasta el hospital Vall d'Hebron de Barcelona