El Español
Actualidad
|
A Coruña

La Diputación de A Coruña licita las obras para una senda peatonal en el entorno de Alvedro

Tendrá una distancia de aproximadamente 1,8 kilómetros y contará con un presupuesto de 522.692,67 euros
La Diputación licita la creación de una senda peatonal en Liñares.
Concello de Culleredo
La Diputación licita la creación de una senda peatonal en Liñares.
Ofrecido por:

La Diputación de A Coruña ha licitado el proyecto de acondicionamiento y mejora de la seguridad vial de la DP-3104 a su paso por Liñares, en el entorno del aeropuerto de Alvedro. Con esta actuación se creará una senda peatonal de aproximadamente 1,8 kilómetros, que partirá de la antigua iglesia de Santo Estevo de Tarrío y terminará en la intersección de la DP- 3104 con la antigua N-VI. La obra tendrá un presupuesto de 522.692,67 euros. El plazo de presentación de ofertas termina el 24 de octubre.

El alcalde de Culleredo, José Ramón Rioboo, afirma que "a área de Vías e Obras da Deputación atende con esta licitación unha esta intervención unha antiga reivindicación do Concello de Culleredo e da veciñanza de Liñares para mellorar a seguridade peonil nun núcleo que, a pesar de contar con numerosas vivendas nas marxes da estrada, carecía ata o de agora dun itinerario peonil seguro".

Esta infraestructura tendrá dos tipologías diferenciadas. En la zona donde existen viviendas adyacentes, estará construida con adoquín prefabricado de hormigón sobre base de zahorra, mortero y hormigón; mientras que en el resto de la obra se construirá con aglomerado asfáltico, a medio metro de la marca vial del borde actual de la carretera. En los cruces de las calles, el adoquín de hormigón será sustituido por pavimento de adoquín de piedra natural.

Durante las obras será necesario ejecutar algunos muretes y retranquear el eje de la carretera en dos tramos: en la zona de parada del bus entre los puntos kilométricos 1+393 y 1+509 y la zona comprendida entre los quilómetros 1+609 e 1+837, donde se desmontará el talud existente y se ejecutará un muro de mampostería en el margen izquierdo, ampliando un metro el ancho de la carretera para conseguir un itinerario accesible en la senda. En estos tramos, se dotará de una nueva capa de rodaje a toda la calzada.

La senda contará a lo largo de su recorrido con una red de recogida de pluviales con tuberías de PVC, los correspondientes pozos de registro y alcantarillado. También se repondrán algunos servicios afectados por las obras como determinados tramos de saneamiento y algunos postes del alumbrado público. Finalmente, se renovará la señalización vertical y horizontal en todo el tramo, instalando el balizamiento y las protecciones necesarias.

Actualidad