El Español
Actualidad
|
A Coruña

25 años de Matogrande, el barrio de A Coruña que nunca pasa de moda

El Liceo, el Rico Rico, el Yates, el Soho, los hoteles... Un cuarto de siglo da para mucho y este barrio quiere seguir creciendo y manteniendo su estatus de zona de moda
19:26 · 11/11/2019

No demasiadas personas recuerdan A Coruña sin Matogrande. Hay que remontarse un cuarto de siglo para ello. Entonces, en esta zona de A Coruña solo estaba el colegio Liceo La Paz, al que había que acceder a través de terrenos embarrados o desde la única carretera que unía Lavedra con Eirís. Ahora, este barrio puede presumir de ser uno de los lugares con más vida de A Coruña.

En mayo de 1994 se puso la primera piedra donde ahora está el hotel Alda. Las calles no tenían nombre, sino números y apenas había luces en las calles. Este proyecto urbanístico, que se publicitaba como una alternativa habitacional al centro, muy pronto se comenzó a cotizar alto. "Aquí vino a vivir gente joven, con un poder adquisitivo medio o alto. Muy pronto comenzó a subir el precio de los pisos y los primeros compradores vendieron los suyos a muy buen precio", señala Esteban Velasco, presidente de la asociación vecinal.

Fue ese tirón de la gente joven lo que caracterizó a Matogrande hasta nuestros días. Un sinfín de establecimientos abrieron sus puertas en este nuevo barrio. "Al principio no había nada. No venían ni los repartidores del Telepizza. Con el tiempo, se fueron añadiendo servicios", señala Esteban. Surgieron locales de moda como el Rico, Rico o el Yates, que todavía está abierto.

"Aquello fue una auténtica avalancha. Los coches se agolpaban hasta en las medianas. Fue un bum y Matogrande se convirtió en una zona de moda con mucho ambiente", comenta Esteban Velasco, vecino del barrio desde finales de la década de los noventa y presidente de la asociación desde el 2014.

Un filón hostelero que se ha asentado

Del Rico, Rico al Soho, pasando por el Korner, el Comarea, el Bogart o el Destapa, la hostelería de Matogrande ha ido evolucionando y diversificando su oferta. De hecho, el barrio recibirá próximamente a la cervecería Sampaio, que abrirá un nuevo local en la zona.

En Matogrande hay cabida para todo tipo de establecimientos. En cualquier esquina te puedes encontrar un lugar donde comer o tomar algo. El hecho de ser el principal punto fuerte del barrio también ha generado un exceso de vehículos en la zona, uno de los principales problemas a solucionar. Es muy difícil encontrar aparcamiento en el interior de Matogrande. La mejor solución pasa por abrir el acceso al Ofimático y aprovechar sus numerosas plazas para descongestionar el barrio. También sería importante, según la asociación de vecinos, tener más líneas de bus urbano que entren en la zona.

Un barrio en expansión

En el Ofimático está el futuro de Matogrande. "Aquí estamos apiñados y esa zona nos permitirá tener servicios que en la actualidad no tenemos, como zonas verdes o un centro cívico", señala Esteban Velasco. El proyecto de Urbanismo para el Ofimático está pendiente de licitación, tal y como confirmó Díaz Villoslada, concejal municipal, a los vecinos.

En esa zona se construirán áreas deportivas, zonas comerciales, una guardería, zonas verdes y el centro cívico. El proyecto está tasado en 14 millones de euros, a los que habría que sumar otros 7 de la rotonda que uniría ambas zonas. Matogrande es, por tanto, un barrio en expansión y con "un futuro esperanzador", tal y como señala Esteban Velasco.

Actualidad