Le Pen, durante la presentación del grupo Identidad y Democracia en la Eurocámara

Le Pen, durante la presentación del grupo Identidad y Democracia en la Eurocámara François Lenoir/Reuters

Europa

La Eurocámara aplica el "cordón sanitario" a la ultraderecha de Salvini y Le Pen

Los eurodiputados aplazan al 23 de julio la decisión sobre si incluir o no a Vox en la lista negra.

Bruselas

Noticias relacionadas

Ningún eurodiputado del grupo ultra de Marine Le Pen y Matteo Salvini, rebautizado como Identidad y Democracia, ocupará puestos de responsabilidad en el Parlamento Europeo durante la legislatura que acaba de empezar. Las cuatro grandes familias políticas europeístas (populares, socialistas, liberales y verdes) se han conjurado para desplegar un 'cordón sanitario' con el fin de aislar a la extrema derecha e impedir que tenga ninguna capacidad de influencia en los trabajos legislativos.

La marginación de Identidad y Democracia se ha puesto de relieve durante la elección este miércoles de los presidentes de las 22 comisiones parlamentarias de la Eurocámara. El grupo de Le Pen y Salvini tiene un total de 73 escaños, apenas uno menos que los Verdes. Según el sistema d'Hondt y el principio de proporcionalidad que rige el reparto de cargos -que se basa en un pacto no escrito- le correspondían dos presidencias: Agricultura y Asuntos Jurídicos. 

Sin embargo, los partidos europeístas han acordado candidatos alternativos para bloquear a la extrema derecha. Y en ambos casos han tenido éxito, pese a las apelaciones del grupo de Le Pen y Salvini a que se respete la "democracia" y la "pluralidad".

El popular alemán Norbert Lins será el nuevo presidente de la comisión de Agricultura tras derrotar a Maxette Pirbakas, del Frente Nacional. Por su parte, la liberal británica Lucy Nethsingha se ha impuesto también al candidato de Le Pen, Gilles Lebreton, al frente de Asuntos Jurídicos. Además, han caído todos los nombres que había presentado Identidad y Democracia para vicepresidentes de Comisión. 

Identidad y Democracia ya se quedó fuera del reparto en la elección de los 14  vicepresidentes de la Eurocámara el pasado 4 de julio, y lo mismo le ocurrió a los Conservadores y Reformistas Europeos (ECR), el grupo de derecha radical en el que están los tres eurodiputados de Vox.

La ex primer ministra polaca Beata Szydlo, del grupo de Vox

La ex primer ministra polaca Beata Szydlo, del grupo de Vox UE

No obstante, ECR quedaba fuera en principio del 'cordón sanitario' acordado por populares, socialistas, liberales y verdes."Si se incluía a los Conservadores y Reformistas Europeos suponía también incluir a Izquierda Unitaria (el grupo en el que está Unidas Podemos)", explican fuentes parlamentarias.

Españoles en puestos de responsabilidad

Sin embargo, los socialistas y los liberales de Renovar Europa han maniobrado para intentar vetar a los candidatos de ECR más radicales. En concreto, los socialistas querían tumbar a la ex primer ministra polaca Beata Szydlo, que se presentaba a la presidencia de la comisión de Empleo; y a la eurodiputada de Vox Mazaly Aguilar, que optaba a la vicepresidencia tercera de la comisión de Agricultura.

Por su parte, los liberales -grupo en el que está Ciudadanos- sí estaban contra la candidata del partido gobernante polaco Ley y Justicia, pero no tenían a Vox en su lista negra. El resultado es que la candidatura de la ex primer ministra polaca, en cuyo mandato Bruselas abrió un expediente sancionador contra Varsovia por poner en riesgo el Estado de Derecho, ha sido rechazada por 27 votos en contra, 21 a favor y dos abstenciones. Como no había aspirantes alternativos, la reunión se ha aplazado.

La candidatura de Aguilar ni siquiera se ha sometido a votación. La decisión sobre si Vox se salva o no del 'cordón sanitario' se retrasa al 23 de julio, sobre todo porque no ha habido acuerdo sobre quién podía ser el candidato socialista alternativo.

"El PSOE está en busca de turba cómplice para amordazar a los europeos que tienen la osadía de pensar, obrar y votar en libertad. El pánico a que los españoles y demás europeos acaben levantándose contra sus mentiras y saqueos le llevan ahora a intentar vetar a Vox donde sea", escribía el eurodiputado Hermann Tertsch antes de la votación.

Una vez confirmado el frente en su contra, Aguilar ha acusado a los socialistas europeos de promover "maniobras antidemocráticas" con el fin de "robarle a Vox la vicepresidencia de la comisión de Agricultura". "Los mismos socialistas que planean un recorte de la política agrícola común letal para nuestros agricultores y ganaderos. Haremos frente", ha sentenciado.

En las votaciones celebradas este miércoles, dos españoles han sido elegidos como presidentes de comisión. El veterano socialista Juan Fernando López Aguilar dirigirá la comisión de Libertades Públicas y Asuntos de Interior y tendrá como vicepresidenta a la diputada de Ciudadanos Maite Pagazaurtundúa. Por su parte, la cabeza de lista del PP, Dolors Montserrat, estará al frente de la comisión de Peticiones.

La líder de Podemos en Bruselas, Maria Eugenia Rodríguez Palop, será vicepresidenta primera de la comisión de Derechos de la Mujer e Igualdad de Género; el mismo cargo que tendrá la socialista Isabel García Muñoz en la comisión de Control Presupuestario.

El eurodiputado del PSOE Ibán García del Blanco logra la tercera vicepresidencia en la comisión de Asuntos Jurídicos, mientras que las también socialistas Lina Gálvez y Cristina Maestre ocuparan la cuarte vicepresidencia de las comisiones de Industria y Peticiones, respectivamente.