Imagen de archivo de la Policía holandesa

Imagen de archivo de la Policía holandesa

Mundo

Las primeras hipótesis descartan el móvil yihadista en el detenido de Rotterdam

Según ha podido saber este diario, las bombonas son de uso doméstico y el ciudadano estaba borracho en el momento de su detención. 

Alejandro Requeijo

Las primeras hipótesis, a falta de datos nuevos y de una confirmación definitiva, descartan el móvil yihadista en el detenido de Rotterdam, según fuentes de la lucha antiterrorista española. El ciudadano español estaba borracho en el momento de su detención y las bombonas encontradas en la furgoneta son de uso doméstico. 

 Las autoridades holandesas detuvieron esta noche a un español conduciendo una furgoneta con matrícula de España que portaba bidones de gas cerca de una sala de conciertos, según ha informado el alcalde de Rotterdam, Ahmed Aboutaleb, y ha podido confirmar EL ESPAÑOL.

En rueda de prensa, el alcalde explicó también que el conductor, "de nacionalidad española", se encuentra en dependencias policiales para ser interrogado.

El Ayuntamiento de Rotterdam canceló esta noche todos los eventos previstos para este miércoles, incluido un concierto de la banda Allah-Las, tras las alertas que recibieron -aseguró el alcalde- de la Policía española sobre "una amenaza" para la ciudad. La alarma, que indicaba la posibilidad de la comisión de un atentado en un concierto de la ciudad, la recibió el Servicio de Información de la Guardia Civil. La información fue trasladada inmediatamente a las autoridades holandesas, según informan a este diario fuentes de la lucha antiterrorista española. 

La sala Maassilo, donde iba a tener lugar el concierto del grupo estadounidense, ha anunciado en su Twitter la suspensión de la actuación y ha confirmado que la orden se debió a una "amenaza terrorista". El lugar fue evacuado en torno a las 19.00, apenas una hora y media antes del inicio del espectáculo. 

Aboutaleb ha explicado en una comparecencia ante los medios que el chivatazo procedió de las fuerzas de seguridad de España y era lo suficientemente creíble como para no tomar ningún riesgo. Según este aviso, se podía producir un atentado durante el concierto.

Las fuerzas de seguridad han localizado en la zona un autobús con matrículas españolas que tenía varias bombonas de gas en su interior y han detenido a su conductor, aunque no está confirmada su relación con la alerta, ha añadido el alcalde.

Fuentes policiales citadas por la cadena holandesa NOS ha asegurado que hasta el lugar se ha desplazado un equipo de las fuerzas especiales, así como un gran número de agentes con chalecos antibalas.

La Guardia Civil continúa en estos momentos con las pesquisas.