Le Pen, rodeada de guardaespaldas en el acto en la Bretaña

Le Pen, rodeada de guardaespaldas en el acto en la Bretaña Reuters

Mundo

Huevos e insultos para dar la bienvenida a Marine Le Pen en la Bretaña francesa

El equipo de seguridad de la candidata del Frente Nacional ha evitado el impacto. La candidata estaba de visita en una fábrica en Dol-de Bretagne. 

Un grupo de opositores al ultraderechista Frente Nacional (FN) ha lanzado este jueves huevos a la candidata a la presidencia francesa, Marine Le Pen, a su llegada a una fábrica en Dol-de-Bretagne, en la Bretaña francesa, en el oeste del país.

La aspirante fue recibida también con insultos y, según se pudo ver en las imágenes televisivas, no llegó a recibir el impacto de ningún objeto gracias a la protección de su equipo de seguridad.

Su desplazamiento a Dol-de-Bretagne, situado en una región en la que Le Pen recibe pocos votos, es uno de los últimos que tiene planeados antes de la segunda ronda de las presidenciales, que la enfrentarán este próximo domingo contra el socioliberal Emmanuel Macron.

Esta tarde, según su agenda oficial, participará en una "fiesta popular" en la región de Picardía, donde pronunciará un discurso, y mañana tiene programadas un par de entrevistas en medios franceses.

El viaje de este jueves tuvo lugar tras el debate televisado de anoche con Macron, un encuentro de dos horas en el que ambos se mostraron críticos y agresivos y en el que, según un sondeo del canal BFM TV, el exministro de Economía resultó más convincente.

El pasado 1 de marzo, fue Macron quien recibió el impacto de un huevo en su frente en el Salón de la Agricultura de París, mientras que el exprimer ministro Manuel Valls también fue hostigado durante la campaña de las primarias socialistas, con el lanzamiento de un saco de harina en diciembre y con una bofetada en enero