Adriana Ribas, entrevistada por Xavier Graset en TV3.

Adriana Ribas, entrevistada por Xavier Graset en TV3. TV3

Política CATALUÑA

Amnistía Internacional y su caricatura de España: cuando sólo tienen derechos los separatistas

La entidad asume el relato de las "manifestaciones pacíficas" y los "excesos" de la Guardia Civil, e ignora por completo a las víctimas del 'procés'.

Nadie que conozca la trayectoria de la delegación catalana de Amnistía Internacional o las opiniones habituales de su coordinadora, Adriana Ribas, podía albergar duda alguna acerca de cuál iba a ser el veredicto de la ONG sobre la sentencia del procés: "Culpables". Con la particularidad de que los destinatarios de esa sentencia condenatoria no iban a ser los líderes separatistas, sino los siete magistrados del Tribunal Supremo

La confirmación de las sospechas llegó esta semana, un mes después de que la sala presidida por Manuel Marchena condenara a penas de hasta 13 años de cárcel a los líderes del procés. Amnistía Internacional hizo público un informe en el que se afirma que la sentencia del Supremo "amenaza la libertad de expresión y reunión" y "abre la puerta a criminalizar acciones de protesta con desobediencia civil no violenta y acciones pacíficas". En definitiva, presenta una caricatura de España como un país sin libertades básicas garantizadas, con jueces corruptos o cuando menos ignorantes y con una Policía cruel.

El informe, de siete páginas y titulado Análisis de la sentencia del Tribunal Supremo en la causa de los líderes catalanes, exige la liberación "inmediata" de Jordi Sànchez y Jordi Cuixart, y pide a las autoridades españolas que "garanticen un proceso que permita anular la condena por sedición en su contra". El informe también afirma que los argumentos jurídicos del Tribunal Supremo español "contravienen el principio de legalidad, permitiendo además la criminalización de actos relacionados con el ejercicio de la libertad de expresión y reunión pacífica".

El informe, del que no constan responsables concretos y cuya autoría asume Amnistía Internacional España, ha sido recibido entre los medios de comunicación nacionalistas como agua de mayo. "Cuixart y Sànchez tenían derecho a expresar su rechazo a la suspensión del Tribunal Constitucional del referéndum del 1 de octubre y a organizar reuniones pacíficas", dijo la coordinadora de la delegación catalana de Amnistía Internacional durante la rueda de prensa en la que se presentó el informe y en la que también estuvo presente Esteban Beltrán, director de Amnistía Internacional España. "En nada de lo que hicieron hubo incitación directa a la violencia", añadió Ribas. 

Amnistía Internacional España, que cuenta con 2.308 "activistas" y 86.000 socios registrados en nuestro país, diferencia en su propia web entre "AI España" y "AI Catalunya", organización que tiene sus propios estatutos.

Un simple vistazo a los artículos publicados por Amnistía Internacional en referencia al procés evidencia el posicionamiento de la ONG al respecto. Una semana antes del referéndum ilegal del 1 de octubre de 2017, el 23 de septiembre de ese mismo año, esta organización publicó un texto titulado Las autoridades estatales y catalanas deben garantizar los derechos a la libertad de expresión, reunión y manifestación. En él, la organización se mostraba preocupada por la suspensión judicial de un acto convocado por la organización Madrileñ@s por el derecho a decidir o por la de una charla de Anna Gabriel, de la CUP, en el centro cívico Aldabe de Vitoria. 

Foco selectivo

En el mismo texto, Amnistía Internacional dice, en referencia a las manifestaciones "espontáneas" convocadas en apoyo del referéndum ilegal, estar preocupada "por el hecho de que las autoridades puedan esgrimir la obligatoriedad de la notificación previa a la celebración de la manifestación para obstaculizar su desarrollo". El informe no incluye ni una sola mención a la ilegalidad del referéndum o al evidente ataque que este supone a los derechos civiles de los catalanes no separatistas y del resto de los españoles. 

El 2 de octubre de 2017, consumado el referéndum ilegal, Amnistía Internacional apenas mostró su preocupación por la actuación de los cuerpos y fuerzas de seguridad del Estado. "Está claro que varias de las actuaciones de los agentes de la Policía Nacional y la Guardia Civil se han saldado con un uso excesivo e innecesario de la fuerza, una utilización peligrosa de material antidisturbios, y han provocado centenares de heridos, contusionados y afectados que protestaban pacíficamente", dijo John Dalhuisen, director de Amnistía Internacional para Europa y Asia Central, dando por válidas las cifras de 893 heridos proporcionadas por la Generalidad

Los textos de Amnistía Internacional durante los dos últimos años muestran un claro patrón de apoyo a los líderes civiles del procés y al movimiento separatista, y un obvio olvido de los derechos del resto de los catalanes. Los cargos de sedición contra Sánchez y Cuixart son excesivos y se debe suspender la prisión provisional dijo Amnistía el 18 de octubre de 2017. Mantener en prisión provisional a Jordi Sánchez y Jordi Cuixart, un paso en la dirección equivocada, el 3 de noviembre de ese mismo año. 

Hay muchos más análisis como los anteriores. Fiscalía; entre el desinterés, la obstrucción y la falta de colaboración con investigaciones sobre uso excesivo de la fuerza, publicó el 10 de mayo de 2018. Sin siquiera esperar a la publicación de la sentencia, Amnistía afirmó el 18 de junio de 2019 que Concluido el juicio oral, Jordi Cuixart y Jordi Sánchez deben ser puestos en libertad provisional.

En plena ola de violencia separatista en Cataluña tras la publicación de la sentencia del procés, Amnistía Internacional afirmó el pasado 18 de octubre que Las autoridades deben desescalar la tensión y garantizar el derecho de reunión pacífica, poniendo en un mismo plano a la Administración que intentaba evitar la violencia y a la que la promovía.

Actuar con moderación

"La naturaleza de las movilizaciones ha sido eminentemente pacífica, y aunque se han producido algunos actos de violencia que han puesto en riesgo a algunas personas, las fuerzas de seguridad deben actuar con moderación. Las autoridades deben hacer todo lo posible por no contribuir a la escalada de tensión en la calle y responder en todo momento de forma proporcionada ante los posibles brotes de violencia", dijo ese día Esteban Beltrán, director de Amnistía Internacional España.

El apoyo a las tesis del separatismo por parte de Amnistía Internacional ha sido recompensado por TV3 y Catalunya Ràdio convirtiendo a Adriana Ribas en invitada habitual de sus tertulias y programas informativos. Ribas apareció el martes en el programa Més 324, presentado por Xavier Graset, para hablar sobre el análisis de la sentencia publicado por Amnistía Internacional. 

"Pedimos lo que llevamos dos años reiterando, la libertad inmediata de Jordi Sànchez y Jordi Cuixart", dijo Ribas durante la entrevista. "Somos una organización que tiene la capacidad de expandir un mensaje de forma global y esperamos que las autoridades se sientan interpeladas por la petición de Amnistía Internacional", añadió. Ribas también afirmó que el juicio a los líderes del procés había sido "globalmente" justo, a pesar de haber aplicado, en su opinión de forma excesiva, un delito tan severo como la sedición.