El líder de Ciudadanos, Albert Rivera, este miércoles en el Congreso.

El líder de Ciudadanos, Albert Rivera, este miércoles en el Congreso. Efe

Política Investidura

Rivera pide a la vez que Sánchez gobierne con Podemos y los 'indepes' y aplique el 155 con él

"Si a Ciudadanos le quitan Venezuela, ETA y el 155, no sabe qué podrá contar. ¿No puede usted innovar?", le espeta Sánchez a Rivera.

Noticias relacionadas

Soplar y sorber, todo no puede ser. Albert Rivera pedía este miércoles reunirse con el presidente del Gobierno en funciones para aplicar el artículo 155 de la Constitución en Cataluña. El líder de Ciudadanos urgía a Pedro Sánchez celebrar ese encuentro hasta en tres ocasiones: primero en el debate sobre los últimos consejos de la UE y la situación del brexit, después en la sesión de control y, por último, y ya de manera más formal, a través de una carta. 

La insistencia de Rivera en suspender la autonomía catalana, anunciando que respaldaría al Gobierno para activar el procedimiento del 155 –"España y Cataluña están por delante"- resulta contradictoria con la firmeza de Ciudadanos a la hora de pedir que Sánchez forme gobierno con Unidas Podemos y la necesaria colaboración de las fuerzas independentistas catalanas y los nacionalistas vascos.

Con motivo del "desacato" anunciado por Quim Torra ante la próxima sentencia del Tribunal Supremo sobre los presos independentistas, Rivera reclamaba a Sánchez que "por lo menos" le exigiera al president de la Generalitat el cumplimiento de la Carta Magna. El partido liberal considera que las palabras de Torra, llamando a los catalanes a "segar las cadenas" y a ejercer el derecho de autodeterminación, justifican la aplicación del 155.

La oferta de Cs llega en plena ofensiva del líder centrista contra Sánchez, al que empezó a acusar, ya desde la sesión de investidura fallida el pasado mes de julio, de querer "perpetrar" un "plan" junto a su "banda", de la que forman parte Arnaldo Otegi (EH Bildu) y el expresident Carles Puigdemont, además del citado Torra.

155 sí, investidura no

La solicitud de esa reunión para debatir sobre el 155, aclaraban fuentes de la formación naranja, nada tiene que ver con hablar de la investidura del líder socialista. Es más, Rivera ya se ha negado a participar en las dos últimas rondas abiertas por Sánchez para recabar apoyos para mantenerse en Moncloa.

La respuesta de Sánchez no se hizo esperar. El presidente en funciones le agradecía irónicamente a Rivera haberle escuchado "por primera vez", recriminando que no el político catalán no se haya "prodigado mucho" durante el verano. Y del sarcasmo pasaba al ataque. "Si a Ciudadanos le quitan Venezuela, ETA y el 155, no sabe qué podrá contar. ¿No puede usted innovar?", le reprendía Sánchez a Rivera, al que le acusaba de "sobreactuar" con la cuestión catalana.

"Es usted un hipócrita"

"Dice que quiere usted limpiar la basura del PP, pero apuntala a sus gobiernos; se dice liberal y centrista, pero pacta con la ultraderecha. Y dice que no quiere bloquear al Gobierno de España. Ya, señor Rivera. Hay una diferencia tal ente lo que dice y hace. ¿Sabe lo que es? Un hipócrita", criticaba Sánchez.

"Antes de aplicar el 155 tendría que haber unas Cámaras y un Gobierno que deje de estar en funciones y esté en plenas capacidades", proseguía el líder del PSOE, recordando a Rivera que el PSOE ya apoyó en el Senado el 155 cuando gobernaba Mariano Rajoy.