Manuel Cruz, Pedro Sánchez y Carmen Montón en tres fotos de archivo.

Manuel Cruz, Pedro Sánchez y Carmen Montón en tres fotos de archivo.

Política PLAGIOS

El plagio persigue al PSOE: de Pedro Sánchez a Manuel Cruz pasando por Carmen Montón

Sólo en el último año ha habido tres escándalos en las filas socialistas por posible copia: uno de ellos le costó el cargo a la ministra de Sanidad.

Noticias relacionadas

En los últimos doce meses, tres referentes socialistas como Pedro Sánchez, Manuel Cruz (presidente del Senado) y Carmen Montón (ministra de Sanidad entre el 1 de junio y el 11 de septiembre de 2018) han sido salpicados por el escándalo del plagio. Cruz ha sido el último.

El presidente del Senado y catedrático de Filosofía de la Universidad de Barcelona ha sido acusado este martes de plagiar a nueve autores en su libro Filosofía Contemporánea, que fue publicado en 2002 y reeditado en 2010. Según la información de ABC, el político copió y pegó párrafos completos de otras obras sin citar a los autores originales ni entrecomillar los textos.

"Es falso que se haya cometido plagio", ha asegurado el presidente del Senado en un comunicado. En el escrito sostiene que la información "se refiere a coincidencias mínimas entre comentaristas que han leído y trabajado sobre un mismo autor. Es decir, coincidencias en afirmaciones sobradamente conocidas entre especialistas porque se hablan de las mismas obras y de los mismos autores clásicos. No se trata, además, de una obra creativa propia, sino de un manual divulgativo para estudiantes en el que se incluyen datos biográficos y de la trayectoria de pensamiento de dichos autores".

Isabel Celaá, portavoz del Gobierno, también ha defendido a Cruz. En declaraciones a Onda Cero ha asegurado que Cruz es un filósofo de conocido prestigio y que un plagio consiste en hacer pasar como propia "una trama, una idea o un concepto", por lo que ha defendido que lo de Cruz no le parece un plagio.

Carmen Montón

La exministra de Sanidad Carmen Montón sí plagió. La denuncia inicial señalaba que, en su trabajo de fin de máster (TFM), Montón había incluido 19 páginas con párrafos enteros de varios autores a los que no citaba en la bibliografía. El documento de la exministra era de 52 páginas.

Aunque al conocerse esta información Pedro Sánchez la apoyó públicamente "está haciendo un extraordinario trabajo y lo va a seguir haciendo"—, la política valenciana dimitió para "no influir" en el Gobierno. En su comparecencia aseguró que se marchaba con la "conciencia tranquila".

El instituto de la Universidad Rey Juan Carlos donde Montón fue alumna durante el curso 2010-2011 es el mismo en el que Pablo Casado y Cristina Cifuentes obtuvieron sus másters, también polémicos. 

La Fiscalía explicó que el supuesto plagio de Montón carecía de relevancia penal por su poca entidad y dado que no había ánimo de lucro. Además, apuntó que como delito contra la propiedad intelectual estaría prescrito.

Pedro Sánchez

La dimisión de Carmen Montón reabrió el misterio que rodeaba a la tesis de Pedro Sánchez. Esa tesis lleva por título "Innovaciones de la diplomacia económica española: Análisis del sector público (2000-2012)" y consta de 342 páginas. Recibió la calificación de cum laude, pero no estaba accesible al público puesto que en la Universidad Camilo José Cela, donde la hizo, no la tenían digitalizada.

Tras las críticas, el documento se sometió a un análisis de las plataformas antiplagio. Según estos estudios, la tesis de Sánchez presentaba un 13% de coincidencias con otros textos, una cifra que, según la Moncloa, corresponde "a las citas y referencias obligadas en la elaboración de cualquier documento de investigación que cualquier software casi por defecto no puede discriminar a pesar de lo avanzado de su tecnología".