Pedro Sánchez, ante los medios en Moncloa.

Pedro Sánchez, ante los medios en Moncloa. Efe

Política

Sánchez, tras la burla de Maduro: "Si no convoca en ocho días, España reconocerá a Guaidó"

Francia y Alemania secundan a Sánchez en su ultimátum y Guaidó agradece a Sánchez las "palabras y el compromiso".

España reconocerá a Juan Guaidó como presidente de Venezuela si Nicolás Maduro no convoca elecciones en ocho días. El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, compareció por sorpresa este sábado en la Moncloa para anunciar la decisión de España, que va un paso más allá del mínimo común denominador de la Unión Europea y que tiene el respaldo de Francia y Alemania. 

"España da ocho días a Nicolás Maduro para convocar elecciones libres, transparentes y democráticas. Si no ocurre, España reconocerá a Juan Guaidó como presidente encargado de Venezuela para convocar dichas elecciones", ha dicho Sánchez en una declaración sin preguntas. 

Sánchez, tras la burla de Maduro: "Si no convoca en ocho días, España reconocerá a Guaidó"

Sánchez ha reivindicado "ante todo la legitimidad de la Asamblea Nacional de Venezuela" y ha hecho un "llamamiento a la celebración inmediata de unas elecciones limpias, democráticas y transparentes en Venezuela".

Tras su declaración, el presidente de Francia, Emmanuel Macron, se pronunció en términos muy parecidos, como también la portavoz adjunta del Gobierno alemán, Martina Fietz, en sendos tuits. 

En un tuit, el propio Guaidó agradeció el "compromiso de Sánchez":

El Gobierno español propuso  este viernes a la Unión Europea que fije un plazo concreto para que el régimen de Nicolás Maduro convoque elecciones libres en Venezuela y, en caso de no cumplir esta condición, reconozca al jefe del Parlamento Juan Guaidó como presidente interino del país.

Pero en la UE hay algunas reticencias sobre el reconocimiento de Guaidó que en el Gobierno atribuyen a "tradiciones diplomáticas", según fuentes del Ejecutivo. Por eso Sánchez ha decidido dar el paso tras dos o tres días tratando de convencer a sus socios de que reconociesen ya a Guaidó como nuevo presidente. 

"Venezuela vive desde hace ya muchos años una gravísima crisis política, democrática, económica y humanitaria", ha dicho Sánchez, citando que hay "tres millones de venezolanos desplazados como consecuencia de esta situación".

"No buscamos poner o quitar Gobiernos en Venezuela. Queremos democracia y elecciones libres en Venezuela", según Sánchez. 

La burla de Maduro

Tras conocerse esta propuesta española, el jefe de Estado de Venezuela, Nicolás Maduro, acusó este viernes a Sánchez de "repetir el guion" del exjefe del Ejecutivo José María Aznar "apoyando el golpe de Estado de 2002".

Maduro no tiene ninguna intención de recoger el guante de la UE de convocar elecciones a cambio de permitirle seguir en el poder para organizarlas, algo que supondría que los 28 no reconocerían de momento como presidente de Venezuela a Juan Guaidó, líder de la Asamblea Nacional, que este miércoles se proclamó jefe del Ejecutivo venezolano. "Si ellos quieren elecciones que las hagan en España", recomendó al jefe del Ejecutivo español. Sánchez "no fue electo en ningún voto popular", dijo Maduro sobre Sánchez, que llegó al poder a través de una moción de censura.