El líder del PP, Pablo Casado.

El líder del PP, Pablo Casado. Efe

Política PRESUPUESTOS GENERALES DEL ESTADO

Casado advierte sobre los PGE: “Sánchez vuelve a Zapatero. Más madera, más gasto. Es una catástrofe”

Cuando la aprobación del primer proyecto de Presupuestos apenas tenía unos minutos, el PP ya hacía advertencias sobre las cuentas. El líder de la oposición y presidente popular, Pablo Casado, no ha tardado en manifestarse: “Pedro Sánchez, en vez de preparar España para una próxima crisis, vuelve a Zapatero. Más madera, más gasto público”, ha afirmado, azuzando el fantasma de la crisis.

Casado valora los Presupuestos de Sánchez. Efe

“No ha dejado ni un impuesto sin subir. Ha subido un gasto público innecesario, porque ahora hacía falta pertrecharnos, prepararnos para cualquier problema económico que puede venir, ante la ralentización de la economía alemana, que puede entrar en recesión el próximo trimestre, o la salida del Reino Unido de la Unión Europea, o ante la crisis bancaria en Italia, o ante la guerra comercial entre Estados Unidos y China”, ha relatado. “Es una propuesta letal para los intereses de la economía española”.

El líder del PP ha sido taxativo en su intervención en Oviedo. Sobre las declaraciones del presidente del Gobierno este martes en las que se mostraba abierto a negociar las cuentas públicas con la oposición, Casado ha negado que sucediera. “A mí no me ha llamado, como, por cierto, desde hace muchos meses. Pedro Sánchez ya sabía a quién iba a llamar, a los que les han puesto en el Gobierno: a los independentistas, a los batasunos y a los podemitas. Y por eso los Presupuestos son absolutamente irresponsables y que serían una catástrofe para España”.

Gasto público para mantenerse en Moncloa

Para los populares, la “época en blanco y negro” —en referencia a las palabras utilizadas por la ministra portavoz del Gobierno, Isabel Celáa, al presentar el proyecto de Presupuestos— fue aquella en la que “el PSOE destrozó la economía, en la que hicieron todo lo que le pedían esos hombres de negro, que sólo mandaron cartas y no vinieron, como impidió el PP, para reducir un 40% las pensiones, como pasó en Irlanda, en Portugal o en Grecia”.

Así, y en un repaso sobre las nuevas medidas recaudatorias sobre las que se sustentarán las políticas sociales, Pablo Casado ha mencionado la subida del IRPF, el impuesto al diésel, a los autónomos, a las transacciones financieras o a la repatriación de beneficios de las multinacionales, entre otras. “¿En un año que hemos recaudado veintidós mil millones de euros más, para qué sube los impuestos?”, se ha preguntado. “Pues para pagar una campaña electoral infinita hasta que les aguanten sus socios”.

“Si quieren pactar, si les gusta el multipartidismo, aquí tienen al PP. Sabemos llegar a acuerdos sin ceder, sin que nadie nos marque la agenda, sin capitular sobre nuestros valores”, ha vuelto a recordar tras presumir del acuerdo de Gobierno e investidura en Andalucía con Ciudadanos y Vox.

Casado ha vuelto a erigirse como único líder “de centro derecha y liberal”. “Somos el partido de siempre, el que más ha hecho por España. Hemos tenido que coger a dos partidos nuevos y decirles siéntense por el bien de Andalucía. Y, aunque no se hayan sentado,  acuerden por el bien de Andalucía”. Por eso, aduce el presidente del PP, no piden el voto útil, sino “un voto fuerte, urgente y necesario”.