Política

Cs recibe a Garrido en Madrid con la petición de una "triple rebaja fiscal"

La proposición de ley recoge tres medidas: IRPF, escolarización y Donaciones.

El portavoz de Ciudadanos en la Asamblea de Madrid, Ignacio Aguado, ha anunciado la presentación de una proposición de ley que recoge tres medidas: una rebaja del tramo autonómico del IRPF en un 0,5 por ciento, deducciones a padres y madres que escolarizan a sus hijos en escuelas infantiles de 0 a 3 años y que en el pago del Impuesto de Donaciones queden exentas las de 500.000 euros entre hermanos.

A la entrada del Pleno de la Cámara regional, Aguado ha desgranado que con esta "triple rebaja fiscal", que han registrado este mismo jueves en la Asamblea, buscan demostrar que hacen "política útil" así como que la Comunidad de Madrid "recupere el pulso de la mejor manera posible".

La formación 'naranja' argumenta que esta iniciativa puede ponerse en marcha dado el contexto de "tendencia positiva de la economía de la región". Y es que, según indican, se está produciendo una evolución positiva de los ingresos fiscales, tanto de los procedentes de las transferencias del Estado como de los impuestos cedidos que gestiona la Comunidad.

Así, esta normativa prevé una rebaja la escala autonómica aplicable sobre la base liquidable general para todos los contribuyentes, reduciendo en medio punto el tipo marginal del primer tramo de la tarifa actualmente vigente.

Además, recoge una ampliación de la deducción por gastos educativos a los gastos de escolaridad soportados por descendientes de 0 a 3 años durante el primer ciclo de educación infantil, para "poder facilitar la conciliación de la vida familiar y laboral de los padres y la inserción temprana de los menores en el ámbito educativo".

Por último, establece una reducción de la base imponible en el Impuesto de Sucesiones y Donaciones por las adquisiciones inter vivos de bienes y derechos, cuyos beneficiarios sean colaterales por consanguinidad de segundo grado del causante o transmitente (hermanos). Al mismo tiempo, se mantienen las bonificaciones existentes en este tributo, cuyo funcionamiento se ha demostrado positivo en la Comunidad de Madrid.

Dicha iniciativa, para la que desde Ciudadanos pretenden contar con el apoyo del PSOE y PP, de ser aprobada, empezaría a aplicarse el año que viene. "El objetivo número 1 es aliviar fiscalmente a los madrileños para que de una vez por todas podamos empezar a devolver el esfuerzo que han hecho durante tantos años", ha defendido Aguado.