La presidenta de la Comunidad de Madrid junto con el vicesecretario Pablo Casado.

La presidenta de la Comunidad de Madrid junto con el vicesecretario Pablo Casado. Efe

Política UN POSGRADO Y DOS DESTINOS

Tres diferencias y tres parecidos entre el máster de Cifuentes y el de Casado

Los dos parlamentarios han optado por caminos totalmente opuestos a la hora de abordar una crisis que amenaza sus carreras. 

Además de ser compañeros del Partido Popular, Pablo Casado y Cristina Cifuentes hicieron un máster casi idéntico en la misma universidad: la Rey Juan Carlos. Sin embargo, el vicesecretario de Comunicación del PP y la presidenta de la Comunidad de Madrid han afrontado de forma muy distinta la crisis cuando se ha dudado de la manera en la que obtuvieron el polémico título. A continuación, EL ESPAÑOL les detalla las tres diferencias y las tres similitudes entre el caso del máster del vicesecretario de Comunicación del PP y el de la presidenta de la Comunidad de Madrid.

Pablo Casado muestra los documentos sobre su máster

1. Cursaron un máster casi idéntico

Los dos políticos presumen en sus currículo de tener el mismo máster: el de Derecho Autonómico y Local de la Universidad Rey Juan Carlos (URJC), un centro que ahora investiga si los dos parlamentarios consiguieron su titulación de forma regular o obtuvieron trato de favor.

Casado se benefició también del mismo régimen de convalidaciones permitidos por ley: cursó solo 20 de los 60 créditos de los que constaba su título. Cifuentes también convalidó asignaturas de su posgrado.

2. Tutelados por el mismo profesor

El catedrático de Derecho Constitucional Enrique Álvarez Conde fue el tutor del máster tanto de Casado como el que tres años después hizo Cifuentes. El escándalo de los dos másteres lo ha situado en el centro de la diana de un caso que apunta como mínimo a trato de favor.

3. Ni exámenes ni asistencia a clase

Ni Cifuentes ni Casado necesitaron ir a clase para obtener el título del cuestionado máster. En este punto la versión del vicesecretario es idéntica a la de la presidenta de la Comunidad de Madrid: el profesorado se adaptó a sus necesidades y las notas fueron fruto de los cuatro trabajos que realizó, ya que tampoco lo obligaron a presentarse a los exámenes.

4. La gestión de la crisis

La primera gran diferencia entre cómo se ha gestionado un caso y otro. Mientras Cifuentes estuvo callada durante horas hasta que la Universidad le aportó un acta que luego resultó ser falsa, Casado tardó minutos en responder cómo cursó su máster y apenas unas horas para reunirse con periodistas durante hora y media. Allí les entregarles todos los documentos que acreditan que cursó el polémico posgrado.

5. Documentación

Pablo Casado entregó en horas todos los papeles que acreditan la validez de sus estudios: formularios, resguardos de pagos, documentación sellada y los trabajos con los que superó todos los créditos que necesitaba para cerrar el posgrado. Cifuentes, sin embargo, tardó dos semanas en enfrentarse a las preguntas de los medios de comunicación. El día que saltó el escándalo tardó 12 horas en hacer llegar a los medios el acta que supuestamente acreditaba la veracidad de su título. Un documento que fue falsificado para que pudiera defenderse.

6. El título

A diferencia de Cifuentes, Casado asegura que no tiene el título del máster no porque no lo terminara, sino porque nunca fue a recogerlo a la secretaría de la universidad. El objetivo de ese curso era hacer después un doctorado que nunca hizo, y por eso el vicesecretario nunca lo recogió.

La presidenta de la Comunidad de Madrid, por el contrario, aún mantiene que su título es perfectamente legal aunque no ha sido capaz de aportar ningún documento que lo logre acreditar.