El ninot de Susana Díaz en las Fallas valencianas.

El ninot de Susana Díaz en las Fallas valencianas. L.O.

Política POLÍTICA Y HUMOR

Susana Díaz ya es la sultana del PSOE... en las Fallas

Valencia, escenario de la crítica política: Pedro Sánchez descabezado, Rajoy como as de corazones y Cospedal "nasía pá mandar".

Lorena Ortega

“Aquí pueden ustedes contemplar la función de la situación política y social de España, contada a modo de Revolución, ya que así se puede calificar el tan pretendido fin del bipartidismo… o no”. De esta forma introducen al espectador en la Falla Plaza del Pilar, una de las pertenecientes a la sección especial y de las más espectaculares de la ciudad de Valencia por estar ubicada en una plaza de pequeñas dimensiones.

En las comisiones se trabaja a destajo para tener plantada la falla y lista para primera hora de este jueves. Un fuerte temporal de lluvia y viento dañó los monumentos y retrasó el ritmo de la plantà. Este año, además, Valencia celebra sus Fallas estrenando el título de Patrimonio de la Humanidad.

En la de la Plaza del Pilar no dan abasto. Cuando lo visitamos el monumento no está montado del todo, pero sí la parte principal. Y los focos de los visitantes y las aglomeraciones ya van a pleno rendimiento.

Bajo los plásticos se ve un ninot de Mariano Rajoy y en la comisión remiten al llibret para conocer el mensaje que encierra la falla. Es ahí donde se puede constatar que, bajo el título de ¡Que le corten la cabeza!, todo es   crítica política y social. “Mariano es el chófer que conduce la carroza La Española, tirada por los caballos desbocados de la corrupción, que la llevan por el puente de La Amargura”, explican.

En lo más alto “y bien acomodados” están los políticos, empresarios, testaferros… que son “los pocos convidados al viaje del bienestar”. Debajo, los trabajadores, pensionistas, jubilados, estudiantes… que intentan desviar la carroza porque “otro camino es posible”. Todavía no está montada, pero hay una escena de  Susana Díaz y Felipe González  pintando de azul las flores rojas de Pedro Sánchez.

El artista fallero Paco Torres se estrena en la sección oficial con este monumento que es toda una declaración. “Los verdaderos antisistema no son los que tiran piedras, sino los ejecutivos, políticos, banqueros, realeza y demás ladrones que por culpa de la corrupción ponen en peligro las instituciones”, recoge el llibret.

La oposición pinta, Rajoy recorta

En la falla de la plaza de la Mercé, otra histórica, también afloran los políticos. “En toda falla siempre hay políticos, gusta a la gente. Pero es que se hicieron para esto, para la crítica política”, explica Eduardo Sánchez, uno de los cinco presidentes de la falla.

El monumento está dedicado a Alicia en el país de las Maravillas. Por un lado, se representa a los personajes del cuento. Por otro, la política. Cuatro naipes frente a un mapa de España. El as de corazones es Mariano Rajoy. “Con el dos hemos puesto a alguien con antifaz porque no sabemos quién es el líder del PSOE”, dice Sánchez. El cuadro acaba con Albert Rivera y Pablo Iglesias. Todos ellos con pinceles y Rajoy con unas tijeras.

“Cada uno quiere pintar el mapa de España con su color, Rajoy va con sus tijeras, por lo de los recortes”, apunta. Por encima están los gemelos del cuento; en este caso, dos personajes que, según indica Sánchez, representan el independentismo vasco y el catalán.

Cospedal: "Nasía pá mandar"

Que a los visitantes les gusta buscar políticos entre los ninots queda patente en la falla San Vicente-Periodista Azzati, junto al Ayuntamiento. Esta es la falla que el año pasado representó a la exalcaldesa Rita Barberá, troglodita, arrastrando por el suelo a Mariano Rajoy, una escena que se trasladó masivamente por los medios. Era la época en que la senadora se amarraba a su escaño mientras un sector del PP pedía su marcha.

Este año se ve a Rajoy cómodamente instalado en una góndola en la que percha Albert Rivera. El presidente del Gobierno sostiene un corazón con el logo del PSOE como sopesándolo. Por encima se ve a la ministra de Defensa, María Dolores de Cospedal, vestida de militar y con un misil donde se lee: “Nassía pá mandar!!!”.

Susana Díaz sonríe vestida de sultana socialista, pero Pedro Sánchez arde en llamas al verla

En otra de las fallas de la sección especial, Convento Jerusalén, se muestra a Susana Díaz como sultana, muy sonriente y luciendo orgullosa los colores de su tierra, en una clara alusión a su posición como favorita en la carrera por las primarias del PSOE. A su lado hay un ninot en llamas: Pedro Sánchez.

Están en montaje a contrarreloj, pero desde la falla hacen una explicación de urgencia de la sátira política que muestra Bollywood, el nombre del monumento de artista Pere Baenas dedicado a la India. “Aquí hay tres serpientes que representan los partidos”, explican. Son las del PP, PSOE y C’s. La de Podemos está en otro punto.

En el llibret comentan la escena: “Nos encontramos con un encantador de serpientes, aquel que sabe lanzar un mensaje, mantra y encandilar a las masas. ¿Les suena de algo esto? Pues en la urna electoral estarán las cuatro serpientes más poderosas, la azul, a roja, la morada y la naranja. ¡Vayan con cuidado y que no les muerdan!”.

En total, sólo en la ciudad de Valencia se levantarán en estas fallas cerca de 700 monumentos. Todos arderán en la noche del próximo domingo.