España ELECCIONES GENERALES 10-N

Arrimadas ganó el debate con el 42% entre los abstencionistas mientras Lastra se hundió

La candidata de Ciudadanos ganó en el conjunto de españoles, en su propio partido y entre los que no votaron el 28-A.

Inés Arrimadas ganó el debate de los portavoces que este viernes emitió TVE. La portavoz de Ciudadanos se impuso con claridad tanto para el conjunto de los españoles como para los que no votaron en las últimas elecciones. También es la candidata que más convenció a los electores de su propio partido, según el sondeo de SocioMétrica para EL ESPAÑOL hecho con casi 3.000 encuestas online. 

Minuto de oro de Inés Arrimadas

La portavoz naranja ganó del debate para un 19,4% de los encuestados, seguida del portavoz de Vox, Iván Espinosa de los Monteros (18,5%), que no expuso las propuestas más duras de su partido y moderó su tono respecto a las intervenciones de otros portavoces habituales.

Le sigue la portavoz del PP, Cayetana Álvarez de Toledo, con un 17,6%, una de las intervinientes más activas y que más interrumpió, junto a la propia Arrimadas, a sus rivales. Irene Montero, de Unidas Podemos, con un 16,6%, se impone a Adriana Lastra. Sólo un 14,3% de los encuestados creen que ganó la portavoz socialista en el Congreso, número dos del partido y principal blanco de todas los demás durante el debate. Después, en el furgón de cola, sólo están los portavoces de los partidos nacionalistas. 

El momento dulce de Arrimadas

Arrimadas vive un momento dulce. Su imagen ha estado a cubierto en los últimos meses de una estrategia que, según las encuestas, no le va bien a Ciudadanos y que es vista como responsabilidad directa del presidente del partido, Albert Rivera. Arrimadas ha anunciado esta misma semana que va a ser madre y el partido ha aprovechado para incluir la noticia en parte de su publicidad política. La propia Arrimadas hizo un gran énfasis en los derechos de las madres trabajadoras y la conciliación durante el debate.    

La portavoz naranja gusta en su partido. Es la que más convence a su propia parroquia. Más de un 90% de los electores de Ciudadanos creen que fue la que lo hizo mejor. La tasa de fidelidad sólo es casi tan alta en Unidas Podemos, con un 89,9%, y en Vox (86%). A los que menos gustó su propia portavoz fue a los socialistas. Sólo un 67,5% de los votantes del PSOE cree que Lastra se llevó el debate, mientras que un 7,5% se decantan por Montero. Tampoco fue muy popular entre los suyos Álvarez de Toledo, la segunda peor valorada por sus propios votantes. 

A los votantes de Vox gustó más Álvarez de Toledo que Arrimadas y a los del PP más Espinosa de los Monteros que la portavoz naranja. Los de Unidas Podemos prefieren a Gabriel Rufián (ERC) que a Lastra. 

Donde más destaca la cabeza de lista de Cs por Barcelona es entre los abstencionistas. Ahí duplica su apoyo respecto al conjunto de los españoles. Un 42% de los que no votaron en abril creen que fue la triunfadora de la noche televisiva. Después, a mucha distancia, se sitúan los portavoces de PP y de Vox. 

Ficha técnica

Se han realizado 2.965 encuestas a través de RRSS con epicentro de viralidad en las páginas de El Español. Los resultados se han equilibrado por provincia, sexo, edad, situación laboral y recuerdo de voto. Controles y limitación de acceso múltiple en tiempo real y dispositivo. Se han recogido encuestas de la totalidad de las provincias españolas. Por "votantes", se ha entendido única y exclusivamente aquellos que han declarado su voto a dischos partidos el próximo día 10. Cálculos modelados con software Barwin, Gandía Integra y "R".