Pedro Sánchez, en una imagen tomada este verano.

Pedro Sánchez, en una imagen tomada este verano.

España

Alquiler, Madrid Central, guarderías: Sánchez calca medidas de Podemos para presionar a Iglesias

El PSOE repite la lógica de los Presupuestos. Su catálogo de medidas servirá para presionar a los demás partidos y, si no se aprueban, como reclamo electoral. 

Noticias relacionadas

"O ganamos o ganamos". La frase, dicha en varias ocasiones por cercanos a Pedro Sánchez, explica bien la lógica de su estrategia negociadora, que consiste en presionar al máximo a Unidas Podemos para que invista al candidato socialista y, al mismo tiempo, utilizar los mismos argumentos como un programa electoral en caso de que se repitan las elecciones. 

Este lunes, el secretario de Organización, José Luis Ábalos, recalcó que la propuesta que este martes presenta el propio Sánchez, en la que se excluye la coalición, contará con más de 300 medidas y que algunas de ellas procedían directamente de la factoría política de Unidas Podemos. 

Varias de ellas fueron adelantadas en la noche del lunes por el diario El País. Incluyen, entre otras, propuestas del partido de Pablo Iglesias que no fueron puestas en marcha durante los meses que duró el Ejecutivo socialista con plenas funciones. Uno de los ejemplos es el control de precios de los alquileres, un extremo en el que el Gobierno no quiso entrar cuando presentó un decreto sobre la materia y que Podemos le exigió repetidamente. Entre las medidas que presentará este martes el PSOE está el control de precios y la movilización de viviendas vacías de los que posean muchas. 

Educación pública

Por otra parte, los socialistas incluirán la educación pública gratuita de cero a tres años, una de las reivindicaciones por las que Podemos ha apostado siempre y que hasta ahora los socialistas prometían, pero sólo de manera progresiva por su alto impacto presupuestario. Esa medida fue una de las más defendidas por los morados en las breves negociaciones de investidura de julio y una prueba, según Podemos, de las cosas que se podrían hacer con ellos en el Gobierno. 

Pero, según el diario El País, el PSOE también quiere implantar un control de emisiones de gases de efecto invernadero y salvaguardar las restricciones al tráfico de coches contaminantes, como Madrid Central, implantada en la almendra de la capital. Ese proyecto fue liderado por el Ejecutivo de Manuela Carmena, en el que estaba Unidas Podemos. 

Por lo que ha trascendido, lo que el PSOE presentará será más un compendio de programas electorales, uniendo varias de las partes nucleares socialistas y moradas, que un programa de Gobierno detallado, con plazos e informe de impacto económico. 

La dinámica de los Presupuestos

La estrategia a seguir por Pedro Sánchez podría asemejarse a la de los Presupuestos Generales del Estado. No fueron aprobados por el rechazo de los partidos independentistas, pero estuvieron en el debate público durante meses y hasta las elecciones como la proyección de una España al alcance de la mano. En este caso, si Unidas Podemos no apoya la investidura de Sánchez para que Gobierno en solitario, los reproches podrían ir hacia Iglesias en una bronca campaña en la que el PSOE buscaría tanto mantener la centralidad frente a la derecha como sumar votos de Podemos. 

Entre el resto de medidas que previsiblemente presentará Sánchez este martes están algunas que llevan años en el programa socialista, como derogar la reforma laboral (sólo los "aspectos más lesivos"), blindar el vínculo de las pensiones al IPC, la eliminación progresiva de los copagos farmacéuticos, un ingreso mínimo vital para familias sin recursos o una ley de eutanasia.