El rey Felipe VI junto a Carles Puigdemont y otros responsables políticos en la edición 2017 del MWC.

El rey Felipe VI junto a Carles Puigdemont y otros responsables políticos en la edición 2017 del MWC. EFE

España Cataluña

Borbon Party: los 'indepes' se organizan para recibir desnudos al Rey en Barcelona

Felipe VI acudirá a la inauguración del Congreso Mundial de Telefonía que se celebra en la Ciudad Condal.  

Un mensaje corre de teléfono en teléfono y por las redes sociales entre los independentistas catalanes. Y llama a miles de personas a protestar por la visita del rey Felipe VI a Barcelona el próximo domingo. El monarca, según su agenda oficial, estará en la Ciudad Condal para inaugurar el World Mobile Congress con una cena de gala. La cita se ha convertido en un evento especialmente sensible tras la marcha del proceso soberanista en Cataluña y la ratificación de la condena a 3,5 años de cárcel al rapero balear Valtonyc por injurias a la corona.

Según ha podido confirmar EL ESPAÑOL, algunos grupos minoritarios hacen además un llamamiento a que se produzca un desnudo multitudinario a las puertas de la sede que será ocupada por la cena de gala, y que contará con la presencia de Felipe VI. Una reunión que deriva de una protesta fijada por los independentistas y apodada como "Borbón Party". "No creo que prospere. Hace frío", señala con sorna uno de los miembros del colectivo que lo propone los desnudos consultado por este diario, en una muestra de que se trata más de una maniobra para llamar la atención sobre la protesta que de una estrategia real.

Otra de las opciones que barajan los asistentes, con muchas más posibilidades de materializarse, es acudir a las puertas del evento completamente vestidos de amarillo para protestar por la estancia en prisión preventiva de Oriol Junqueras y los responsables de la ANC y Omnium.  

Primera visita desde la DUI

No es la primera vez que la celebración del congreso tecnológico está inmerso en la polémica independentista. De hecho, la propia celebración del World Mobile Congress quedó en entredicho por la inestabilidad política generada tras el referéndum ilegal del 1-0 y la posterior Declaración Unilateral de independencia. 

De hecho, la convocatoria ha desatado también polémica incluso dentro de las filas independentistas. Una parte de los Comités en Defensa de la República (CDR) el movimiento ciudadano que sirvió para organizar la consulta ilegal del 1-O y cuya participación investiga la Audiencia Nacional considera, según los mensajes publicados en redes sociales, que "a España lo que menos le interesa es que miles de catalanes vayan a liarla desnudos o vestidos para recibir al Rey. ¿Y qué hacéis? lanzar whatsapps de que no la liemos, que es lo que quieren".

La visita oficial de los reyes a Cataluña será la primera desde que en agosto de 2017 estuvieran en la cabecera de la manifestación contra los atentados islamistas que sufrió la Ciudad Condal. Por eso, la conveniencia de este acto ha sido muy discutido en el seno de la Casa Real, que finalmente ha considerado pertinente su asistencia, al tratarse de uno de los escenarios empresariales más importantes e internacionales de cuantos se celebran en Barcelona a lo largo del año.