Ada Colau y Anna Hidalgo, la alcaldesa de París.

Ada Colau y Anna Hidalgo, la alcaldesa de París. EP

España PROCESO SOBERANISTA

Colau: unas elecciones en Cataluña solo servirán si se celebran "sin amenazas"

La alcaldesa de Barcelona hizo en una cumbre en París un llamamiento para que el Senado no apruebe la aplicación del artículo 155.

E. E. / Agencias

La alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, llamó este domingo a hacer todo lo posible para que el Senado no llegue a aprobar el viernes el artículo 155 de la Constitución y consideró que la celebración de elecciones en Cataluña sólo puede ser una solución si se da en un contexto de "normalidad" y "sin amenazas".

"Tarde o temprano se tendrán que producir unas elecciones, eso sin ninguna duda, porque hemos llegado al agotamiento de un proceso, de una hoja de ruta, (pero) no creo que las elecciones en sí mismas sean una solución si no se plantean acompañadas de una estrategia de diálogo", señaló Colau en declaraciones a periodistas en París.

Para la regidora, unos comicios convocados "en la peor de las condiciones, bajo una intervención del autogobierno", tendrían lugar "bajo una anomalía democrática, con mucha tensión y polarización, así que dudo de que en esas condiciones sirvan para resolver nada".

Colau, que participa en París en una cumbre global de alcaldes contra el cambio climático, apostó por "sacar las amenazas de encima de la mesa y a partir de ahí construir un diálogo", aunque reconoció que eso "no es sencillo y no habrá acuerdos a corto plazo".

"Sobre todo pediría que todos trabajemos activamente desde donde estemos durante esta semana para que el artículo 155 no se llegue a aprobar (...) Cuando haya elecciones, que se den en un mínimo clima de normalidad, porque si no asistiremos a que la misma tensión que estamos viviendo ahora se trasladará a las elecciones", dijo.

Críticas al PSOE

Consideró que para el Ayuntamiento de Barcelona los "pasos esenciales" son ahora renunciar a la Declaración Unilateral de Independencia, por parte del Gobierno catalán, y a la posibilidad de intervenir el autogobierno que da el artículo 155.

"Interpelamos muy específicamente al Partido Socialista, que ha sido un actor fundamental en la construcción de la democracia en Cataluña y en el conjunto de España. En Cataluña la mayoría no podemos entender que pueda avalar esta estrategia tan dura del Partido Popular", agregó.

Tras asegurar que está en contacto con alcaldes catalanes del PSC que cuestionan la aplicación del 155, abogó por mantener el acuerdo con ese partido en el Ayuntamiento de Barcelona, aunque reconoció que "la situación de excepción ahora lo cambia todo".

Explicó que si finalmente los socialistas respaldan la aprobación del 155, su grupo, Barcelona en Comú, "valorará de forma serena y hablando con el mismo PSC cómo queda ese pacto", aunque insistió en que de momento no tiene "ninguna intención" de romperlo.

Para Colau, lo fundamental para desactivar la tensión es que Rajoy y el presidente catalán, Carles Puigdemont, "se llamen por teléfono y hablen. Cuando hay voluntad de ponerse de acuerdo te llamas por teléfono con discreción, sin cámaras" y luego "se pueden pactar las escenificaciones, en el Senado o en otro sitio".

La alcaldesa barcelonesa reconoció que muchos de sus homólogos se han interesado por la situación en Cataluña y que le han transmitido su "preocupación", aunque agregó que le han mostrado "sintonía con nuestra apuesta por el diálogo".