Alberto Núñez Feijóo a su llegada al Club Siglo XXI.

Alberto Núñez Feijóo a su llegada al Club Siglo XXI. Sergio Barrenechea Efe

España EL PP ANTE SU CONGRESO

Feijóo se desmarca de Rajoy: rechaza que Cospedal siga con sus funciones en Génova y apoya los vientres de alquiler

El barón se pone como ejemplo: puso como secretario general del PPdG a una persona externa al Ejecutivo regional.

Noticias relacionadas

Crítica velada de Alberto Núñez-Feijóo a María Dolores de Cospedal a diez días del congreso nacional del partido. El presidente de la Xunta, el único presidente que gobierna en España con mayoría absoluta, reconoció este lunes en un debate-coloquio en el Club Siglo XXI de Madrid que la Secretaría General "es un tema muy importante que requiere mucho tiempo, mucho esfuerzo y mucha dedicación". El mensaje, en clave interna, fue entendido como un desmarque a que la expresidenta de Castilla-La Mancha compatibilice su cargo en el Ejecutivo con sus funciones en Génova.

Sobre la gestación subrogada, un tema que ha dividido al Partido Popular y en el cual Mariano Rajoy no se quiere posicionar hasta que se abra el debate en el congreso, Feijóo se mostró abiertamente a favor de su regulación. "No son temas menores", alegó, y ligó directamente su solución al "problema estructural" que existe en España en cuanto a la baja natalidad que hace insostenible el sistema de pensiones.

Antes de lanzar su crítica a la compatibilidad de cargos, Feijóo advirtió de que corresponde "única y exclusivamente" al presidente Rajoy elegir a su equipo directivo en el partido, entre ellos el nombre del nuevo secretario general, si es que cambia a Cospedal. Lo dijo delante de tres vicesecretarios: Fernando Martínez-Maillo, Pablo Casado y Javier Maroto, ponentes de tres de las cinco ponencias que se debatirán en el cónclave.

A continuación, puso como ejemplo su propio caso antes de exponer que la Secretaría General requiere a una persona a tiempo completo. En Galicia, Feijóo tuvo a un secretario general del PPdeG a Alfonso Rueda, que fue consejero en la Xunta y actualmente es vicepresidente. En el último congreso, el presidete Feijóo apostó por dejar a una persona dedicado exclusivamente al partido y nombró secretario general a Miguel Tellado, un hombre externo a su Ejecutivo. 

Mariano Rajoy todavía no ha desvelado ninguna carta sobre qué cambios hará, si es que hace alguno, en sus órganos directivos. De hecho, fuentes cercanas al presidente del Gobierno aseguran que el presidente "todavía no se ha puesto al 100% a organizar el congreso". Conforme la fecha del congreso nacional se acerca, en el PP se ha instalado la idea de que el jefe del Ejecutivo mantendrá a la ministra de Defensa como su mano derecha en Génova y que podría crear la figura de coordinador general.

"Un respeto"

"No sé si tendrá tomada la decisión, pero sí sé que va a ser suya", dijo Feijóo respecto a que pese a lo que piensen y lo que hagan en sus territorios los barones del PP, es Mariano Rajoy quien tiene potestad como presidente de mantener o quitar a su secretaria general. A su favor, el presidente de la Xunta dijo que Cospedal "merece un respeto" y subrayó que nadie le puede discutir que "en momentos de dificultad ha estado ahí, dando la cara por la organización. No se ha arrugado".

Feijóo se refería a los tiempos más críticos del partido, cuando el caso Gürtel hizo estallar los cimientos de Génova y Luis Bárcenas comenzó su propia cruzada contra la secretaria general. El caso provocó un desgaste de dimensiones todavía desconocidas para ella. Mantenerla en su puesto actual en Génova supondrá, a ojos de varios altos cargos del partido, "el respaldo de Rajoy de que en aquel caso hizo lo que debía hacer por el partido".

Cuestión "ética"

En el tema de legalizar los vientres de alquiler para que familias españolas que lo deseen puedan tener hijos, Feijóo recordó que "es un tema muy importante. Hay mucha gente a la que le gustaría tener hijos y no puede. Es verdad que estamos al borde de planteamientos éticos, pero la ética a lo largo de los siglos se va ajustando. Y los planteamientos éticos del siglo XVIII no son los del siglo XXI. A una pareja que quiere tener hijos se le debe respetar", remarcó.

A menos de un mes para tener su primer hijo, Feijóo también defendió la custodia compartida entre el padre y la madre en el caso de una separación. "Si no me dejara ver a mi hijo me voy a enfadar", concluyó. Otras organizaciones como Madrid y Valencia también se muestran partidarias de regular estas dos cuestiones. El debate, por tanto, estará servido en la ponencia que en el congreso pilotará el vicesecretario Javier Maroto.