Mariano celebra un gol con el Lyon. Foto: ol.fr

Mariano celebra un gol con el Lyon. Foto: ol.fr

Fútbol FICHAJES

El primer guiño de Mariano a Lopetegui en su vuelta

El nombre de Mariano Díaz sobrevuela el mundo del fútbol. Tal y como ha informado ELBERNABÉU, el Real Madrid ha decidido incorporarle. Por ello ya ha asegurado al Olympique de Lyon que utilizará el derecho de tanteo para hacer que vuelva a jugar en el Santiago Bernabéu, después de que los galos llegasen a un acuerdo con el Sevilla

El hispano-dominicano ha enviado el primer guiño al que será su nuevo entrenador el próximo curso. Para ello, ha utilizado sus redes sociales donde ha dado 'me gusta' a un mensaje de la cuenta oficial del club en el que felicitaba a Julen Lopetegui por su 52 cumpleaños. El delantero llevaba prácticamente dos semanas sin dar rastro de vida en Twitter

Un mensaje claro que parece indicar las ganas que tiene por volver a pisar el feudo madridista. Con su llegada, el conjunto de Chamartín se asegurará tener un jugador de referencia que viene de cuajar una gran temporada en una liga tan competitiva como es la francesa. En 48 encuentros, llegó a marcar 21 goles y repartir siete asistencias. Además, ya conoce a una parte importante los jugadores y la filosofía del equipo.

Mariano, felicitando a Lopetegui. Foto: Twitter (@marianodíaz9)

Mariano, felicitando a Lopetegui. Foto: Twitter (@marianodíaz9)

No es su primer guiño

Desde que saliese rumbo a Lyon, no ha dejado de expresar el amor que siente por el club en el que ha pasado la mayor parte de su carrera profesional. Por eso, después de que una información del diario AS apuntase a que se negaba a volver para ser suplente de Benzema, salió al paso asegurando que "al Real Madrid no se le puede decir que no".

En otro momento, llegó a admitir que "es difícil tomar la decisión de dejar un club como este", confesando que es "el mejor equipo del mundo" y mostrando lo maravilloso que sería "volver algún día". Un deseo, que finalmente, gracias a su gran rendimiento individual, va a acabar haciéndose realidad.