Marcello Jardim y Agustín Tapia.

Marcello Jardim y Agustín Tapia.

Otros Deportes

Arranca el Caja Rural Jaén Open de pádel: así fue la primera jornada

La lucha por los octavos de final también estuvo marcada por las primeras sorpresas en categoría masculina.

En pleno corazón de Jaén, a los pies de la Catedral de La Asunción, la pista central de Caja Rural Jaén Open alzaba el telón para la disputa de los primeros duelos del cuadro final. Se ponía en marcha la ronda de dieciseisavos de final. Los encargados de inaugurar la actividad competitiva, Lucas Campagnolo y Lucas Bergamini frente a una pareja también Agustín Gómez Silingo y Álex Ruiz, en juego, una plaza en los octavos de final del tercer Open del curso.

Serían Campagnolo y Bergamini los primeros en tomar renta en el duelo, con un break de salida sobre el servicio de Ruíz y Silingo. Una ventaja que apenas duró para los gauchos, que veían como Ruíz y Silingo controlaban mejor sus errores no forzados para recuperar lo perdido en el cuarto, igualando a 2 el choque. Pero a ambas parejas les costaba encontrar estabilidad con su saque. Un nuevo break para Campagnolo y Bergamini en el quinto, colocaba al frente a los de Horacio Álvarez Clementi. Esa ventaja si que lograrían defenderla hasta el final de una manga que se anotaban por un global de 6-4 en poco más de 50 minutos. En el segundo set, la pareja revelación del último torneo, aguardó su oportunidad para ponerse al frente, y lo lograban en el quinto juego quebrando el servicio de Silingo (3-2).

La pareja brasileña había encontrado el ritmo y la confianza para seguir imponiendo su juego, penalizando cada duda de los hombres de Rodrigo Ovide. Con 5-4 y saque para cerrar el duelo, Silingo y Ruíz supieron seguir vivos en el choque con break que llevaba el 5-5 al marcador. La suerte del set y del partido se decidiría en el tie break, donde un Bergamini excelso en la definición lograba inclinar la balanza a favor de su equipo para meterse en octavos (7-6).

Álvaro Cepero.

Álvaro Cepero.

En la pista dos, una dupla de circunstancias como la formada por Matías Nicoletti y Álvaro Cepero se jugaba el pase a la siguiente etapa frente Pedro Alonso-Martínez y Aris Patiniotis. El primer set caía del lado de Nicoletti y Cepero con un sólo break de renta 6-4. Para el segundo set, Cepero y Nicoletti salieron al segundo set con la intención de sellar su pase por la vía rápida y así lo hicieron, con un rotundo 6-1 en poco más de una hora y 10 minutos de partido.

La segunda cita en la pista dos corría a cargo Martín Sánchez Piñeiro y Guillermo Lahoz frente a Fernando Poggi y Gabriel Reca. La primera manga caería del lado de la pareja argentina por una sola rotura de ventaja con un 6-4. La reacción de Piñeiro y Lahoz llegaría en el decimosegundo juego, con un break que enviaba el duelo al tecero 7-5. En el tercero y definitivo, Reca y Poggi lograban billete a octavos con un quiebre en el decimoprimer juego que les servía para cerrar el partido con un 7-5.

Fernando Poggi.

Fernando Poggi.

El segundo turno matutino en la Plaza de Santa María venía protagonizada por Federico Chingotto y Juan Tello frente a Rafael Méndez y Diego Ramos. Estos últimos llegaban a la cita procedentes de la exigente previa. Su ritmo y solidez en la pista puso en problemas a Tello y Chingotto que cedían su saque en el quinto juego.. El control de Ramos, y la potencia del vallisoletano Méndez, marcaban ese momento la pauta en el duelo.

El primer set caería del lado de la dupla hispano uruguaya por un 6-4 en menos de 45 minutos. En el segundo set, Tello y Chingotto buscaron rearmarse para encontrar soluciones al partido. Tello seleccionaba mejor sus golpeos y Chingotto lograba aumentar con eficacia su volumen de juego. Méndez y Ramos encontraron respuesta a esa versión de los argentinos. De hecho, Méndez y Ramos no cambiaron su hoja de ruta y tras varias bolas de break a favor, aprovecharon una en el noveno juego para romper y ponerse con 5-4 para acabar cerrando en 6-4 con su saque para cerrar su primer pase a octavos de esta temporada.

En el tercer turno de la jornada en la pista 2, duelo entre Cristian Germán Gutiérrez y Juan Manuel Vázquez frente Juan Manuel Restivo y Martín di Nenno. La lluvia obligó a también postergar el comienzo de este choque. La paridad fue la nota dominante, con 7-5 y 7-6 a favor de Guga Vázquez y Cristian Germán Gutiérrez que se clasifican para los octavos de esta cuarta cita del curso.

Guga Vázquez.

Guga Vázquez.

Uno de los momentos más esperados de la matinal, llegaba en el tercer turno, con la presencia en pista central del jienense Antonio Luque junto a luso Diogo Rocha sus rivales una de las mejores duplas del circuito Juan Mieres y Miguel Lamperti. Los de Bahía Blanca salieron muy concentrados para evitar sorpresas quebrando el saque de la dupla hispano lusa en el juego inaugural del encuentro. Una dinámica dominadora que les llevó a poner su firma a los cinco primeros juegos del set. Los hombres dirigidos por Raúl Arias llevaban la voz cantante, cuando la lluvia hacia acto de presencia en la central obligando a detener el encuentro.

En la reanudación, Mieres y Lamperti extendían su control de la primera manga con un claro 6-0. Luque y Rocha lograban anotarse su primer juego en el comienzo del segundo set. Una inercia positiva que les llevó a quebrar en el segundo. La pareja hispano portuguesa había encontrado el ritmo y la pegada que requería el partido. Su break duraría poco, puesto que Lamperti y Mieres ya había igualado a 2 en el cuarto juego, pero el duelo era otro al visto en el primer set. Plenos de confianza, Rocha y Luque lograban un nuevo break en el séptimo juego que los colocaba otra vez al frente. Con 5-3 y su servicio, apareció el talento de Lamperti y el trabajo de Mieres para recuperar lo perdido y llevar el set hasta el tie break. En la mierte súbita, la dupla de Bahía Blanca haría valer su experiencia para cerrar el pase a octavos con un 7-6.

La sesión de tarde iba a dar comienzo con el enfrentamiento entre dos parejas que están teniendo un gran comienzo de curso. En la central, frente a frente, Juan Cruz Belluati y Juan Lebrón frente a Uri Botello y Javier Ruiz. La paridad y los puntos imposibles protagonizaron el arranque del duelo. En el quinto juego, llegaba el primer break para Lebrón y Belluati que supieron castigar los errores no forzados de sus rivales.

Esa ventaja la administrarían los jugadores de Severino Iezzi hasta llevarse el set por 6-4. Para el segundo, con la paridad de nuevo como bandera, serían Ruiz y Botello lo más entonados en los momentos clave, un break en el noveno juego, servía a la pareja española para llevar el choque al tercer set con un 6-4 a su favor. La inercia positiva de Ruiz y Botello se trasladó al tercer set, dominando 3 de los cuatro primeros juegos del mismo. (3-1) El duelo se transformó en un intercambio de breaks hasta el desenlace final. Ruiz y Botello, conseguían salir de dicho intercambio en el noveno juego, con 5-4 y saque. El melillense y el granadino no fallaron para cerrar el pase a octavos (6-4) dejando fuera a una de las duplas más en forma del arranque de la temporada.

Nacho Gadea y Aday Santana.

Nacho Gadea y Aday Santana.

La jornada vespertina en la pista 2 arrancaba con el choque entre Ignacio González Gadea y Aday Santana frente Adrián Allemandi y Federico Quiles. El primer set llevó el sello de Quiles y Allemandi con un 6-3. Santana y Gadea reaccionaron en el segundo set, logrando forzar el tercero en el tie break (7-6). El tercer set fue casi un monólogo de Santana y Gadea que con un 6-1 tras más de dos horas y media de partido, lograban sellar su pase a sus segundos octavos de final del año.

La penúltima cita de la jornada traía a escena el enfrentamiento entre Ramiro Moyano y Luciano Capra frente a Víctor Ruiz y José Rico. Un comienzo arrollador de la pareja argentina les colocaba con un 4-1 tras cinco juegos disputados. La seguridad de Moyano en el remate y el control y rapidez de Capra en la volea comenzaba inclinando el choque a favor de la pareja que dirige Gustavo Pratto. Con 5-3 y su saque, Moyano y Capra tuvieron la ocasión de cerrar el set a su favor, pero en el noveno juego emergió una versión eléctrica de José Rico encontrando espacios imposibles para hacer daño con su volea y la bajada de pared.

La igualdad a la que había llegado la manga, sólo la iba a deshacer el tie break. En el desempate, Capra y Moyano estuvieron más firmes para anotarse con un 7-6 el primer episodio del partido. En el segundo set, la resistencia de Rico y Ruíz volvía a quebrarse en el quinto con un break para la dupla argentina. Al resto con 5-3 a favor, el platense y el quilmeño cerraban un partido muy sólido para plantarse en la siguiente instancia del torneo con un 6-4.

Cara a cara por un lugar entre las 16 mejores parejas en Jaén, Matías Marina y Germán Tamame frente a Gonzalo Rubio y Javier Garrido. El tie break decidiría la suerte del igualadísimo primer set que caería del lado Marina y Tamame (7-6). Los jugadores que dirige Gastón Malacalza sellaban su pasaporte a octavos con un 6-2 en el segundo.

Marcello Jardim.

Marcello Jardim.

La actividad en la pista 2 tocaba a su fin con el encuentro entre José A. García Diestro y Sebastián Nerone frente a Marcello Jardim y Agustín Tapia. La primera manga estuvo dominada por Jardim y Tapia con un 6-2 a su favor. En el segundo set, la pareja argentino brasileña lograba quebrar a las puertas del tie break para llevarse el pase a octavos con un 7-5.

La Plaza de Santa María se preparaba para vivir su última cita de esta jornada de cuadro, a escena Alejandro Galán y Matías Díaz frente a Pablo Lijó y Maxi Grabiel. Un comienzo arrollador de estos últimos los colocaba con una renta de 3-0 en el comienzo del partido. Un aviso de lo que estaba por venir en el set. Maxi Grabiel se apoderó del ritmo y manejó desde la derecha. Por su parte Lijó hacía estragos muy certero en la pegada.

Díaz y Galán terminarían cediendo el primer set por un claro 6-2. Para el segundo set, Díaz y Galán lograron poner en apuros el servicio de Lijó y Grabiel. Apuros de los que salieron fortalecidos, pues al finalizar el quinto juego, el tanteo era de 4-1 para el gallego y el platense. Sus rivales no encontraban soluciones al orden y a la determinación de Lijó y Grabiel. En su mejor versión del curso la pareja hispano argentina llegaría el premio de los octavos con un 6-3 en menos de una hora y media de enfrentamiento.