Jorge Lorenzo será el nuevo compañero de Marc Márquez en Honda.

Jorge Lorenzo será el nuevo compañero de Marc Márquez en Honda. ALESSANDRO BIANCHI Reuters

MotoGP

Jorge Lorenzo llega a Honda y será el nuevo compañero de Marc Márquez

El adiós de Pedrosa ha supuesto el fichaje para las dos próximas temporadas del balear, todavía en Ducati y que, por tanto, no volverá a Yamaha.

Jorge Lorenzo ya tiene nuevo destino para la próxima temporada de MotoGP: el equipo Repsol Honda. Los directores japoneses se han movido rápido tras la salida de Dani Pedrosa, anunciada este mismo martes, y han cerrado de forma vertiginosa la contratación para las dos próximas temporadas del piloto balear, tal y como ha adelantado Motorsport y ha confirmado la escudería este miércoles.

El fichaje supone que Lorenzo se convertirá en el nuevo compañero de Marc Márquez, vigente campeón del mundo. Lo cual dará lugar a la formación de la mejor dupla de pilotos de la historia de la categoría reina del motociclismo, ya que entre ambos poseen 11 títulos mundiales. Con el importante matiz de que hasta siete de ellos son de MotoGP (cuatro de Márquez y tres de Lorenzo).

Lorenzo anunció su salida de Ducati, su actual equipo, el pasado fin de semana. Lo hizo tras lograr en Mugello su primera victoria con la escuadra italiana desde que llegó a la misma la pasada temporada. Todo parecía indicar que el mallorquín se iría a un equipo satélite de Yamaha, pero la decisión de Pedrosa ha provocado un cambio de planes que ha sentado como una auténtica bomba en el campeonato. Parece que todo quedó más o menos atado hace unos días.

Queda claro que los deseos de Márquez van a quedar cumplidos de sobra. Quería a un compañero potente, que pudiese ayudar a Repsol Honda a ganar caché en el campeonato de constructores, y lo va a tener. Tras no conseguir reforzarse ni con Johann Zarco ni con Joan Mir, el elegido no puede ilusionar más.

Según Motorsport, Lorenzo se embolsará unos cuatro millones de euros por temporada en su nuevo destino. Aquel en el que espera volver a ser competitivo y, por qué no, pelear por un Mundial que conquistó por última vez en 2015.