Álvaro Morata celebrando su gol ante el Videoton

Álvaro Morata celebrando su gol ante el Videoton EFE

Fútbol PREMIER LEAGUE

El Chelsea, investigado por la FIFA por más de cien casos de menores: se quedaría sin fichar

Según The Guardian, la FIFA investiga la contratación ilegal de futbolista que aún no habrían cumplido la mayoría de edad.

El Chelsea podría ser sancionado con la prohibición de fichar durante los mercados de fichajes de las próximas temporadas, según informa este lunes The Guardian. El máximo organismo del mundo del fútbol, la FIFA, inició una investigación para comprobar si el club londinense incorporó a menores de edad procedentes de el extranjero. A la lista de 19 jugadores que tenían apuntados como posibles casos irregulares, el medio británico suma un centenar de ellos.

Desde las oficinas de los blues basan su defensa en que los jugadores menores de 18 años acudían hasta sus instalaciones a hacer pruebas y no hay una norma que impida probar a futbolistas entre sus filas.

La normativa se basa en el hecho de que los clubes no pueden fichar a jugadores menores de 18 años de otros países salvo que sus padres emigren por motivos ajenos al fútbol o que ambas partes (jugador y club) estén ubicados a menos de 50 kilómetros de una frontera nacional.

Simplemente existe una excepción a la norma: si la operación supone una transferencia entre clubes de la Unión Europea o el Área Económica Europea, solo podrán acogerse a este trámite los menores entre 16 y 18 años.

El Chelsea colabora

Según The Guardian', el Chelsea se está mostrando abierto a colaborar en la investigación y puso a disposición del Comité Disciplinario de la FIFA numerosos casos para que fueran examinados en busca de cualquier irregularidad. La polémica en torno a este asunto es establecer en qué período un jugador pasa de estar 'a prueba' para ser parte del equipo, con lo que el club podría estar incurriendo en una infracción.

Bertrand Traoré. Foto: olweb.fr

Bertrand Traoré. Foto: olweb.fr

Uno de los casos que están bajo la investigación es el de Bernard Traoré, jugador del Lyon. Cuando el atacante africano llegó al Chelsea en 2014 tenía 18 años, pero según el medio inglés, la FIFA posee documentos que demostrarían lo contrario. Al parecer, los blues contactaron con su madre y realizaron un contrato por cuatro años -el máximo para los menores es de tres- previo pago de 177.000 euros y además ayudó a su madre a cambiar de domicilio y pagó el colegio de Traoré.

[Más información: Football Leaks: El Chelsea se expone a una sanción de dos años sin fichar]