Lenglet, Semedo y Arthur acuden a un entrenamiento del Barcelona. Foto: Twitter (@FCBarcelona)

Lenglet, Semedo y Arthur acuden a un entrenamiento del Barcelona. Foto: Twitter (@FCBarcelona)

Fútbol FC BARCELONA

Los problemas del Barcelona con los jugadores extracomunitarios

Noticias relacionadas

El FC Barcelona continúa inmerso en la planificación de la plantilla. El conjunto azulgrana sueña con dar un golpe sobre la mesa en la Champions League, y para ello ha realizado un gasto de más de 125 millones de euros en cuatro incorporaciones de nivel: el extremo brasileño Malcom (41 millones pagados al Girondins de Burdeos), el central francés Clément Lenglet (35 millones al Sevilla), el mediocentro brasileño Arthur (31 millones al Gremio) y el mediocentro chileno Arturo Vidal (18 millones al Bayern de Múnich).

Por otro lado, han obtenido cerca de 42 millones de euros en beneficios gracias a las ventas de Lucas Digne (al Everton por algo más de veinte millones), Gerard Deulofeu (al Watford por trece millones) y Aleix Vidal (al Sevilla por 8,5 millones de euros). Además, Andrés Iniesta se marchó libre al Vissel Kobe japonés tras toda una vida como culé, y Paulinho volvió al Guangzhou Evergrande chino mediante una cesión con opción de compra de 50 millones de euros (la cual se hará efectiva el próximo verano).

Aligerar plantilla

Ahora, al vigente campeón de La Liga y la Copa del Rey se le presenta un nuevo problema: aligerar plantilla. El equipo cuenta actualmente con 29 jugadores, cuatro más del límite establecido por la competición española. Sin embargo, hay que tener en cuenta que entre estos 29 jugadores se encuentran algunos cuya salida parece cantada, como Sergi SamperAndré Gomes (además de algunos cuyo futuro es incierto, como Rafinha o Denis Suárez). Además, algunos canteranos han sido promovidos al primer equipo de manera provisional, como Marc CucurellaCarles AleñáJosé Manuel Arnáiz.

Sin embargo, la gran prioridad del Barça son los extracomunitarios. Actualmente cuenta con seis, tres más de los permitidos: el colombiano Yerry Mina, el brasileño Marlon, su compatriota Philippe Coutinho y los citados Arthur, Vidal y Malcom. El Barça debe deshacerse de varios de ellos, o tratar de que alguno obtenga el pasaporte comunitario (o lo que es lo mismo, la segunda nacionalidad de algún país pertenciente a la UEFA). Todo parece indicar que Coutinho obtendrá la nacionalidad portuguesa, y posteriomente se recurrirá a la primera vía: Yerry Mina y Marlon (cuyos futuros apuntan a la Premier League) tienen pie y medio fuera del club.