Fotograma de Pacificado, ganadora de la Concha de Oro.

Fotograma de Pacificado, ganadora de la Concha de Oro.

Cine Festival de San Sebastián

'Pacificado' gana la Concha de Oro y deja a 'La trinchera infinita' con la miel en los labios

El trío vasco formado por Jon Garaño, Aitor Arregi y Jose Mari Goenaga rozan la gloria y ganan Mejor dirección, guion, Feroz y FIPRESCI.

San Sebastián

Noticias relacionadas

Parecía que el cine español haría historia de nuevo, que tras la incontestable Concha de Oro de Isaki Lacuesta el año pasado con Entre dos aguas este año sería el turno de La trinchera infinita o, en su defecto, La hija de un ladrón, incontestable ópera prima de Belén Funes que entró por méritos premios en la Sección Oficial. Pero era la obra de Jon Garaño, Aitor Arregi y Juan Mari Goenaga la que todos confiaban en que alzaría el premio gordo de la noche.

A su favor tenía todo. Una historia imponente, el repaso a 30 años de historia de España, desde la Guerra Civil hasta la declaración de amnistía en 1969 desde los ojos de un topo escondido en un agujero en una casa de un pueblo andaluz. Sin posibilidad de escape los realizadores nos obligan a ver la historia de nuestro país desde los ojos de este personaje interpretado con alma y cuerpo por Antonio de la Torre. La película es un prodigio de puesta en escena, de guion y de interpretaciones, con una Belén Cuesta soberbia en su salto al drama.

No fue suficiente para vencer, y se quedó con la miel en los labios. La trinchera infinita se quedó con el premio a la Mejor dirección, al Mejor guion y el FIPRESCI que entrega la prensa extranjera. Horas antes se había llevado el Feroz Zinemaldia que entrega la Asociación de Informadores cinematográficos. Uno podía pensar que la película mejor dirigida y escrita de la Sección Oficial sería también la mejor, pero como demostró el caso Brokeback Mountain en Hollywood, no es así. En esta ocasión el jurado se decantó por la brasileña Pacificado, dirigida por Paxton Winters y producida por Darren Aronofski.

Antonio de la Torre en La trinchera infinita.

Antonio de la Torre en La trinchera infinita.

Un retrato de las fabelas en el Río de Janeiro post juegos olímpicos con tintes de thriller que no contaba entre las favoritas de la crítica, pero que enamoró al jurado, que también la premió con los galardones a la Mejor fotografía y al Mejor actor para Bukassa Kabengele. Con el 99% de los premios repartidos entre dos películas sólo quedaba la pedrea. Una pedrea que incluía el Gran Premio del Jurado que se llevó Próxima, de Alice Winocour, historia sobre la conciliación de una astronauta que protagoniza Eva Green y que ya había tenido un sólido debut en Toronto.

La hija de un ladrón se tuvo que conformar con el premio que todos daban por cantado, el de Greta Fernández como mejor actriz, aunque la española lo tuvo que compartir con Nina Hoss por The audition. Poco reconocimiento para otro de los mejores filmes de esta edición que tendrá presencia segura en la carrera de premios en España. Fernández se lo dedicó a sus padres -el actor Eduard Fernández es su padre- y "a todas las 'Saras' que luchan cada día para salir adelante, porque ellas se merecen tener todos los premios".

Proxima, de Alice Winocour.

Proxima, de Alice Winocour.

Este palmarés dejó fuera a otras dos favoritas que todos contaban con que estarían ahí. Rocks, otra muestra de cine social dirigido por Sarah Gavron, que acierta en su retrato de una pandilla multicultural de adolescentes en el Londres que nunc se muestra en las series y películas. Tampoco Mano de obra, el filme mexicano que se presentó en los primeros compases del certamen y que se fue de vacío.

La decisión del jurado muestra que, realmente, sólo hubo dos grandes películas para ellos, y que entre ellas estuvo toda la discusión posible. Tendrá que ser en la siguiente intentona cuando Garaño, Arregi y Goenaga se quiten la espinita y se lleven por fin su ansiada Concha de Oro de un festival muy importante para ellos, residentes en San Sebastián y máximos representantes de la industria de cine euskera. La trinchera infinita comienza ahora un paseo aún más complicado, el de las salas (se estrena a finales de octubre) y el de la temporada de premios, donde sale reforzada y como principal rival de Dolor y Gloria de Pedro Almodóvar, que hasta ahora no había encontrado competidor a su altura de cara a los Goya.

Palmarés completo

Concha de Oro: Pacificado.

Premio especial del jurado: Próxima.

Mejor dirección: La trinchera infinita.

Concha de Plata al Mejor actor: Bukassa Kabengele, por Pacificado.

Concha de Plata a la Mejor actriz: Greta Fernández, por La hija de un ladrón, y Nina Hoss, por The audition.

Mejor guion:La trinchera infinita.

Mejor fotofrafía:

Premio Feroz Zinemaldia: La trinchera infinita.

Premio FIPRESCI: La trinchera infinita.