Paz Padilla, posando en su tienda de No Ni Na.

Paz Padilla, posando en su tienda de No Ni Na.

Famosos AMPLÍA SUS CIFRAS

Paz Padilla, empresaria de éxito (otra vez): así planifica su próxima aventura en los negocios

La presentadora ha anunciado una gran noticia que vuelve a atestiguar su buen ojo para las inversiones laborales. En Semana Santa reinaugurará su tienda No Ni Na.

Noticias relacionadas

Paz Padilla (50 años) lo ha vuelto a hacer. Con su desparpajo y su inagotable actividad ha conseguido alzarse con éxito en uno de los terrenos profesionales más complejos: el comercio de moda. Tras cerrar la temporada el pasado 5 de octubre, su tienda No Ni Na, en Zahara de los Atunes, volverá a abrirse al público en Semana Santa pero con unas instalaciones que se multiplican por tres.

Durante los casi seis meses que permaneció abierta la tienda de moda y complementos de la presentadora logró captar con astucia a su público objetivo. Su ropa bohemia, con aires del Sur, juvenil y para todos los públicos firmó un gran cierre con la entrada del otoño.

Pero Paz Padilla no ha estado sola en este negocio. A su lado no ha faltado su hija, Anna Ferrer (22), que gracias a su visión y proyección como influencer ha aportado el toque de moda y estilo a la tienda. Como ambas declararon al anunciar su aventura empresarial, "lo ponían en marcha para ayudar a su familia", y de hecho han sido varios miembros del clan los que han ejercido de dependientes y cajeros a lo largo del año mientras madre e hija residían en Madrid.

Por este motivo, la reapertura del local solo puede ser una buena noticia. Y más aún sabiendo que las cifras finales fueron en positivo y consagraron su éxito. De esta forma, la afamada humorista ha decidido realizar una arriesgada y gran inversión para la nueva temporada de No Ni Na: triplicar (casi) sus instalaciones.

Así lo han hecho saber Paz, su hija y su cuñada en una de las últimas publicaciones en el perfil de Instagram de la presentadora de Sálvame: "Informamos a todos los seguidores de @nonina que gracias al éxito de la tienda el año pasado, este ampliamos las instalaciones. Comenzamos las obras, para que esta Semana Santa podamos reinaugurar. Muchísimas gracias por estar siempre conmigo"En las imágenes difundidas, las tres se encuentran en la playa de Zahara, con el viento despeinando sus melenas y con planos sobre la mesa. Se trata del dibujo a escala de la tienda, y en él puede apreciarse sin lugar a dudas cómo de grande es la nueva inversión que han hecho las Padilla.

Paz Padilla junto a su hija, Anna Ferrer, en No Ni Na el día de la inauguración.

Paz Padilla junto a su hija, Anna Ferrer, en No Ni Na el día de la inauguración.

Al tamaño original del establecimiento se suman 30 metros cuadrados más en la zona de la derecha, que serán destinados a seguir ampliando su catálogo de prendas y accesorios, con varios corners y estantes. Además, en la parte trasera de la zona de la caja se ampliará el almacén con cerca de 20 metros cuadrados.

Más espacio supone más inversión y riesgo, pero los antecedentes de éxito avalan a Paz Padilla. Hace tan solo tres meses brindaba con champán sus logros junto a los trabajadores y proveedores de la tienda y estas próximas Pascuas volverá a revolucionar la pequeña localidad costera con su reinauguración.

Inauguración por todo lo alto

Fue el pasado 14 de abril de 2019 cuando la tienda abrió sus puertas por primera vez al público. Cientos de habitantes y turistas de la localidad gaditana de Zahara de los Atunes se agolparon a las puertas del establecimiento para estar presentes en ese gran día y satisfacer su curiosidad por ver el nuevo negocio de la siempre exitosa presentadora. 

Paz Padilla y su hija aguardaban con la mejor de sus sonrisas en el interior de la tienda y luciendo looks completos de las prendas que se podían encontrar entre sus percheros y estanterías.

Ver esta publicación en Instagram

Abrimos las puertas de @nonina_zahara !!!!! Bienvenidos!!!

Una publicación compartida de Paz Padilla (@paz_padilla) el 13 Abr, 2019 a las 10:08 PDT

Aquel día la cola de gente que no quería perderse la inauguración copaba cientos de metros, pero en los días posteriores el interés fue a menos. La verdad es que la tienda pocas veces se encontraba vacía, pero la mayoría de visitantes no se convertían en clientes. Muchos curiosos acudían al lugar solo para ver las prendas que vende Paz Padilla y a qué precio, y para atestiguar de primera mano el gusto de la presentadora. Es cierto también que hubo muchas críticas porque la mayoría de diseños eran de talla única y sus precios bastante altos: "No habéis pensado en la gente del día a día, no todo el mundo tiene un sueldazo", "Es carito todo, solo para pudientes. Mucha suerte"... se quejaban muchos de sus seguidores en las redes.

[Más información: Sabemos cuánto ha ingresado Paz Padilla como dueña de su restaurante]