Carmen Martínez Bordiú y Timothy han tenido una celebración de cumpleaños 'accidentada'.

Carmen Martínez Bordiú y Timothy han tenido una celebración de cumpleaños 'accidentada'. Gtres

Famosos CELEBRACIÓN CON 'TURBULENCIAS'

Carmen Martínez Bordiú y su novio viven el fuerte terremoto de Nueva Guinea en un viaje de placer y algo más

La pareja ha viajado al norte de Australia para conocer los orígenes del coach y celebrar el 67 cumpleaños de la nieta de Franco.

Noticias relacionadas

Carmen Martínez Bordiú viajaba a Nueva Guinea a finales de la semana pasada junto a su novio, el coach emocional Timothy McKeaghe, 34 años, más joven que ella. La mala suerte ha provocado que un terremoto de magnitud 7,5 haya sacudido la isla, la segunda más grande del mundo, ubicada al norte de Australia.

Hasta el momento no se han denunciado víctimas ni daños materiales. Precisamente este mismo lunes, 26 de febrero, Carmen cumple 67 años. El viaje era una forma de celebrarlo para esta pareja, muy unida desde el pasado mes de julio, cuando se conocieron a bordo de un crucero un en Saint Tropez. Desde entonces, a lo Willy Phogg, han emprendido viajes a lo largo y ancho de este mundo. Carmen ha heredado la vena viajera de su madre, quien supo superar muchos malos momentos convirtiendo el turismo en su gran pasión.

Carmen y Timothy se han vuelto inseparables.

Carmen y Timothy se han vuelto inseparables. Gtres

Nueva Guinea es una de las zonas más ricas del mundo desde el punto de vista étnico y lingüístico. Su nombre se lo dio precisamente un español, Íñígo Ortiz de Retes, quien al contemplar a los habitantes de la isla, con su tono de piel oscuro y cabello muy ensortijado pensó en los habitantes del golfo de Guinea. Está considerado como uno de los destinos más bellos del mundo. Ofrece posibilidades como el buceo en los arrecifes de coral, los 100 kilómetros de recorrido del sendero Kokoda o sus maravillosas playas paradisíacas de arena blanca.

Si Carmen viajaba a Tierra Santa y a otros destinos como miembro de la Orden del Santo, su hija, la más hedonista de la familia, ha hecho del turismo su gran pasión. Todo el mundo recuerda algunas de sus aventuras para la revista ¡HOLA! vestida de exploradora, casi con un machete en mano, recorriendo la jungla en África. Ella y Timothy viajaron recientemente a Persia, y después pasaron unos días en París. Recientemente han visitado también Portugal.

Cuando están en Madrid, entre viaje y viaje, llevan una vida tranquila y apacible. Él suele visitar el campo, donde medita en una de las fincas de la familia Franco. El contacto con la naturaleza es imprescindible para un hombre nacido en Nueva Zelanda que se ha ganado siempre la vida como coach. Precisamente la reflexión en parajes abiertos es una de las técnicas que recomienda a sus clientes.

Todo ello no quita para que Tim sea una persona con una enorme capacidad de adaptarse a cualquier ambiente. Ha encajado perfectamente entre las amigas de Carmen. Y no le importa ir al Club Puerta de Hierro o a donde sea menester con ella. Los fines de semana juegan al Gin Rummy con las amigas de Carmen, algunas de las cuales ya jugaban con la fallecida duquesa de Franco. Las cartas eran una de las grandes pasiones de la hija del hombre que rigió durante cuarenta años el destino de España. Para su hija es casi un homenaje a su madre disfrutar con sus mismos hobbies.

[Más información: El curioso caso de Carmen Martínez-Bordiú]