Un centro de atención primaria en Cataluña

Un centro de atención primaria en Cataluña

Salud Ciberseguridad

Alarma infundada en los ambulatorios catalanes: el bloqueo de ordenadores no es por el ciberataque

Esta mañana han dejado de funcionar varios equipos informáticos en centros de atención primaria y se ha temido que el virus 'WannaCry' estuviera detrás. 

Noticias relacionadas

El ciberataque masivo que se inició el viernes pasado y que afectó a varias empresas españolas sigue dando que hablar. Este lunes, la alarma se ha trasladado al sector sanitario, cuando se ha sabido que los ordenadores de varios ambulatorios catalanes han dejado de funcionar y se ha temido que se debiera a un fallo en la seguridad informática.

Sin embargo, la compañía Telefónica, que sirve internet al Instituto Catalán de la Salud (ICS) ha asegurado que la incidencia se debe a "un problema eléctrico en los servidores", que no tiene que ver con el ciberataque del viernes.



Según ha informado la compañía, el problema eléctrico ha obligado a resetear todo el sistema informático del ICS. La compañía afirma que los servidores "se están recuperando" y que la previsión es que en las próximas horas el sistema informático del ICS vuelva a operar con normalidad.



Varios ambulatorios consultados por Efe en Barcelona han confirmado que desde esta mañana no funcionan sus ordenadores y no pueden programar visitas ni acceder a los historiales médicos.



Los médicos aconsejan a los usuarios que acudan a las consultas normalmente, aunque no pueden verificar que tengan la hora concertada, ni acceder a historiales, ni hacer las recetas electrónicas.



El Departament de Salut de la Generalitat ha informado de que la cobertura del servicio asistencial está garantizada y ha querido puntualizar: "En ningún caso se debe a un ciberataque". 

La paranoia no es exclusiva del territorio catalán. Según ha podido saber EL ESPAÑOL el Servicio de Salud de la Generalitat Valenciana ha procedido a cortar el acceso a internet en todos sus ordenadores, únicamente "como medida preventiva".  También han limitado el acceso a las carpetas compartidas y han indicado que no se abra ningún correo electrónico del que se desconozca su origen. 

La preocupación podría estar justificada si se tiene en cuenta que el Sistema Nacional de Salud británico (NHS) ha sido de los mayores afectados a nivel mundial por WannaCry