La contaminación en Madrid

La contaminación en Madrid Pablo Blazquez Dominguez Getty Images

Salud

Superbacterias resistentes a los antibióticos: el nuevo efecto adverso de la contaminación

Un estudio británico desvela que las partículas de carbón activo empeoran las infecciones al hacerlas más difícil de tratar. 

Hasta ahora sabíamos que contaminación aumentaba el riesgo de sufrir enfermedades respiratorias y cardiovasculares -y las muertes correspondientes-, pero un nuevo estudio añade más hierro a esta afirmación: no sólo habría más patología respiratoria sino que, la que hay, sería más difícil de tratar. 

El trabajo, liderado por la microbióloga Julie Morrisey, de la Universidad de de Leicester, demuestra que las partículas en suspensión que emiten principalmente los automóviles provocan una respuesta de estrés en las bacterias, que hace que se formen una especie de coraza en las mismas y que sea más difícil tanto para las defensas como para los antibióticos destruirlas. 

Las estructuras que se componen alrededor de las bacterias, que se denominan biofilms, convertirían así a las bacterias en súperbacterias, una de las amenazas más preocupantes para la salud pública mundial, según ha hecho público recientemente la Organización Mundial de la Salud (OMS). 

Sin embargo, tal y como recoge The Times, el estudio tiene algunas pegas; la principal, que está hecho en laboratorio, por lo que no está tan claro que los hallazgos se puedan extrapolar a la vida real y, por lo tanto, a la salud humana. Así, las concentraciones de carbón negro usadas por los autores eran mucho más elevadas que las vistas en el mundo real. 

Eso sí, si los hallazgos se replican, la situación podría ser preocupante, ya que las bacterias con las que demostraron los cambios inducidos por la polución son las causantes de infecciones pulmonares de muy mal pronóstico: Staphylococcus pneumoniae y Staphylococcus aureus