Sociedad

Los pensionistas alzan la voz entre huchas, corrupción e IPC

1 octubre, 2018 16:32

“Pensionistas sin lucha no hay hucha”, “El dinero de la corrupción baja mi pensión”, o “Los recortes hacerlos en las Cortes”. Estas son algunas de las consignas que se han podido escuchar en la enésima manifestación que no sobra, ni mucho menos, de los pensionistas de Valladolid que se han vuelto a dar cita, junto a la Plaza Fuente Dorada en una mañana fresquita en la capital del Pisuerga en la que se ha notado el bajón del mercurio.

El preacuerdo alcanzado esta semana por los políticos para revalorizar las pensiones a partir del IPC no ha calmado el malestar de los más de 9,6 millones de pensionistas. Alguno de ellos ha salido a la calle para alertar, una vez más, que el sistema de prestaciones públicas de los que cotizaron décadas va a menos por la reducción de ingresos.

“Nos manifestamos para celebrar que gracias a nuestra lucha se ha conseguido mejorar la situación de los pensionistas pero no se ha ganado la guerra. Lo que se está haciendo es ilusionar. Por Ley no se ha garantizado el IPC, por Ley no tenemos pensiones garantizadas y sigue estando la reforma de Rajoy de 2013 y la del PSOE de 2012. Por tanto, mientras esto no esté garantizado nos van a tener en la calle luchando”, ha asegurado Jesús Isabel Martín, de la Coordinadora por el Sistema Público de Pensiones.

La crisis económica, esa de la que dicen que hemos salido, ha afectado a la caja de la pensiones, por un lado por la reducción de ingresos y por el otro por el aumento de las prestaciones que de ella han salido.

No hay más que ver el caso de nuestra ciudad. En los últimos diez años, entre 2007 y 2017, el número de pensiones en la provincia ha pasado de 95.077 a 112.933. Hasta agosto, la pensión media en la capital era de 1.066 euros por los 1.032 de diciembre de 2017 o los 655 de 2007, en una cantidades que los pensionistas consideran insuficientes si comparamos con otros países del norte de Europa, por ello han alzado hoy la voz este grupo de algo más de 400 pensionistas.

Desunión

La manifestación ha dejado una imagen curiosa ya que los Sindicatos, UGT y CCOO, no han marchado desde la Plaza Fuente Dorada hasta la Plaza Mayor con la Coordinadora, que ha leído un manifiesto en el epicentro de la capital del Pisuerga por varías desaveniencias entre ambos colectivos.

“El día 17 hicimos pública esta convocatoria pero para nuestra sorpresa nos hemos encontrado con que la Plaza Fuente Dorada estaba cogida por los sindicatos. Hemos intentado negociar para hacer una manifestación unitaria para que primasen los intereses de los mayores pero ellos siguen con la suya y nosotros con la nuestra. Es una pena que la lucha por las pensiones nos divida cuando tenía que ser todo lo contrario”, ha asegurado Jesús Isabel Martín.

Pablo Zalama, secretario general de la Unión de Jubilados y Pensionistas de UGT, ha asegurado que “Llevamos un montón de años luchando por los jubilados y los pensionistas y, sobre todo, por los jubilados del futuro y estos chicos que han aparecido como los hongos no sé a lo que aspiran”, y ha añadido que desde la Coordinadora les “prohibieron llevar los distintivos banderas y pegatinas”.

“Las dos partes tenemos el mismo problema. Quizás no entendemos alguna de las reivindicaciones que hacen teniendo presente que hay que pedir pensiones y también unos ingresos como es debido. Estamos dispuestos a ir juntos pero no nos tienen que decir como tenemos que ir vestidos”, ha añadido además Lorenzo Rubio de CCOO.

Al final la Coordinadora ha realizado sola el trayecto y los Sindicatos han reivindicado el sistema público de pensiones en la Plaza de Fuente Dorada.