Sanitarios con equipos de protección al principio de la pandemia, en imagen de archivo.

Sanitarios con equipos de protección al principio de la pandemia, en imagen de archivo. EFE

Salud INFORME DE DS LEGAL GROUP

La ausencia de seguro para las indemnizaciones a los médicos valencianos aboca a Sanidad a pagos millonarios

El Sindicato Médico abre plazo hasta el 30 de marzo para que los facultativos se sumen a las reclamaciones por falta de protección. Estiman una compensación de 6 millones. 

27 enero, 2022 01:10
Alicante

Noticias relacionadas

A la Comunidad Valenciana no le va a quedar otro remedio que pagar, vía modificación presupuestaria, las reclamaciones derivadas de la sentencia en contra por no dotar de equipos de protección adecuados a los médicos durante la primera ola de la pandemia. El motivo, tal como publicó El Español, es que la póliza de seguros que tiene contratada la Conselleria de Sanidad excluye de manera específica las reclamaciones por Covid, por lo que la Administración autonómica tendrá que pagar de su bolsillo las indemnizaciones de hasta 49.000 euros que ha dictado un tribunal de Alicante.

En concreto, en la póliza se especifica que "no tendrán cobertura aquellas reclamaciones relacionadas con el tratamiento o contagio de la enfermedad derivada del coronavirus, enfermedad respiratoria aguda grave". En otras palabras, que el seguro se lava las manos y no abonará ni un euro del fallo.

¿De cuánto dinero estaríamos hablando? Fuentes del Sindicato Médico explicaron que han abierto un plazo hasta el 30 de marzo para que aquellos profesionales que lo consideren se puedan adherir, y que cada vez hay más reclamaciones. En total estiman que el fallo le podría costar a la Administración autonómica unos seis millones de euros, que es por ejemplo casi la mitad de lo que se va a destinar en 2022 a la construcción de centros de salud en la provincia de Alicante.

Las mismas fuentes indicaron que la causa por falta de protección se presentó al mismo tiempo en cinco juzgados, Alicante (médicos de Alicante-Elda-Alcoy), Benidorm, Elche, Valencia y Castellón. De momento solo ha habido juicio y sentencia en Alicante, que el pasado 11 de enero falló que a los facultativos que hubiesen trabajado durante la primera ola les correspondería una compensación de entre 2.500 euros (si no se contagiaron) y 49.000 (si estuvieron ingresador por Covid).

En principio la sentencia afectada a 54 médicos, pero ya ha habido más adhesiones. El sindivcato médico ha abierto plazo hasta el 30 de marzo, algo que les permite la ley por ser "personal estatutario", que tiene de margen hasta cuatro años para presentar reclamaciones.

Un colectivo sin protección

La falta de un seguro que cubriese las reclamaciones por Covid fue advertido por el despacho jurídico especializado DS Legal Group, a petición del Colegio Oficial de Médicos de Valencia. El informe, al que ha tenido acceso El Español, advertía de que todas aquellas reclamaciones de pacientes o familiares de pacientes "que tengan su fundamento en una actuación llevada a cabo por cualquier profesional que preste sus servicios en el ámbito de la Conselleria, y que estén directamente relacionadas con daños, perjuicios o secuelas producidas como consecuencia del coronavirus, no tendrán cabida en el objeto de la póliza, no desplegándose por ello las garantías de la misma".

Esto se traduce en que "todos aquellos profesionales que presten servicios en la Conselleria y ue reciban una reclamación como consecuencia de una actuación relacionada con el coronavirus, no estarán cubiertos por la póliza de responsabilidad civil suscrita, aun tratándose de actuaciones relacionadas directamente con las competencias profesionales tanto de la Conselleria como de sus trabajadores".



"Es decir", continúa, "que nos encontramos con una póliza que tiene una gran limitación de garantías muy importante dentro de la esfera de la actividad sanitaria, más teniendo en cuenta la situación de inseguridad que nos encontramos y reclamaciones que están pendientes de llegar a los profesionales".

En este sentido, el mismo despacho prevé que las reclamaciones por motivos del Covid se puedan "extender durante los próximos años", y que "los profesionales se tendrán que enfrentar sin protección alguna a ellas con riesgo de tener que afrontar personalmente la responsabilidad". "Lejos de haberse protegido con la nueva entidad aseguradora de salud la protección a los profesionales del servicio público de salud, ha existido una verdadera perdida de derechos y protección", concluye.