Juana  Rivas, junto a sus dos hijos.

Juana Rivas, junto a sus dos hijos.

Sucesos INFORME

La psicóloga italiana encargada de valorar a Juana Rivas: "No está capacitada para cuidar de sus hijos"

Noticias relacionadas

"La señora Rivas, por desgracia para los menores de edad, se ve muy afectada en la función reflexiva, en la función empático/afectiva y en la política de acceso al otro padre". Se trata de un breve extracto del informe de 177 páginas (CTU) que la psicóloga italiana, Ludovica Iesu, ha presentado ante el juez de Cagliari (Italia) que tiene la tarea de valorar quién debe cuidar a los dos hijos de 5 y 12 años.

El informe, al que ha tenido acceso el diario El Mundo, recoge que Juana Rivas "confunde sus propios intereses y emociones con los de sus hijos". Es la conclusión a la que Iesu ha llegado tras realizar 32 entrevistas repartidas en los últimos cinco meses.  

De esta manera el camino de Rivas para lograr la custodia plena de sus hijos se entorpece todavía más tras la denuncia presentada el pasado mes de octubre por su exmarido y padre de los menores, Francesco Arcuri. Los resultados del informe indican que la madre de los niños no estaría capacitada para cuidar de sus hijos, recomendando que éstos deben permanecer de manera estable en Cerdeña, junto a su progenitor.

El texto, elaborado conforme a los criterios vigentes en Italia - Protocolo de Milán (2012) - mide la cantidad de requisitos que cumple cada padre para ostentar la custodia de sus hijos y valora la idoneidad para ello de los mismos. 

Iesu también concluye, sin embargo, que  "la función de organización, como ha sido informado por los profesores españoles de los niños, es adecuada, pero es necesario especificar que el autor del informe no ha tenido la oportunidad de comprobar dicha área directamente".

La defensa de Rivas ha contestado al texto alegando que la perito se olvida que la andaluza tiene a su favor una sentencia condenatoria contra Acuri por maltrato, que las entrevistas que las entrevistas han sido realizadas sin tener en cuenta el miedo que aún le infunde su expareja, y que el padre no vela por sus hijos por la denuncia que éste interpuso contra ella por haberse llevado a los niños sin su consentimiento. 

A la espera del fallo de la Justicia italiana, Rivas tiene pendiente el recurso a la sentencia española que la condenó a cinco años de prisión por este último episodio mencionado con anterioridad.