Agentes del operativo frente a la casa en la que ha tenido lugar el crimen.

Agentes del operativo frente a la casa en la que ha tenido lugar el crimen. Efe

Reportajes

Muere la madre de Gerona que ha matado a sus dos hijas y luego se ha lanzado desde un puente de la AP-7

La mujer llevaba varias horas ingresada en estado crítico en un hospital cercano. Fue el padre el que encontró a sus niñas muertas.

Redacción Reportajes

Noticias relacionadas

La madre que ha asesinado a sus dos niñas, de 5 y 7 años en Gerona ha muerto tras varias horas en estado crítico, ingresada en el Hospital Josep Trueta. Tras perpetrar el crimen la mujer intentó suicidarse lanzándose por un puente de la AP-7, a la altura de Salt. Luego fue arrollada por un camión. 

Los hechos tuvieron lugar en una vivienda de Salitja, en el municipio de Vilobí d'Onya. La madre tenía 39 años. Tras acabar con la vida de sus dos hijas se subió al coche, se dirigió a la autovía y allí se arrojó al vacío para intentar quitarse la vida

Fue el jefe del Área de Investigación Criminal de los Mossos d'Esquadra, Carles Martínez, en la comarca de Girona quien explicó en la jornada de este viernes la situación a los periodistas que se desplazaron al lugar. El padre llegó a la casa en torno a la una y media de la tarde. Allí encontró los cadáveres.

Su mujer no estaba. Después llamó al 112, teléfono de emergencias. El jefe del operativo ha asegurado que, nada más presentarse en el lugar, apreciaron una escena dantesca, sin "ningún tipo de duda" de que se trataba de "una muerte violenta bastante grave". 

Pese al fallecimiento de la madre, trata de esclarecer por completo los hechos inspeccionando el lugar y recabando pruebas en la casa familiar. La hipótesis principal es la del asesinato y posterior intento de suicidio. También, inspeccionando el lugar, están recabando pruebas sobre una azada hallado en las inmediaciones, por si esta pudiera ser el arma del doble crimen.

Sin incidentes violentos previos

La mujer fue vista con la ropa ensangrentada  este mediodía en las inmediaciones del paso de la AP-7. Se había bajado de su Mercedes de color blanco. El padre, tras hallar la tragedia, está recibiendo atención psicológica.

El Ayuntamiento no tiene constancia de denuncias previas. Los servicios sociales no habían sido advertidos anteriormente de incidentes violentos en el seno de la pareja, ni tampoco de los progenitores a las dos niñas. 

La casa del matrimonio estaba situada en la carretera de Caldes. El consistorio ha expresado ya su rabia ante los "tristes y lamentables hechos que han sucedido" y ha decretado tres días de duelo con la suspensión de todos los actos previstos. El Consistorio ha organizado para este sábado un minuto de silencio.