Ismael, el niño asesinado por su padre en Andorra (Teruel)

Ismael, el niño asesinado por su padre en Andorra (Teruel)

Reportajes

El acto heroico de Ismael, el niño de Teruel asesinado por su padre al intentar salvar a su madre

El pequeño de 15 años se interpuso entre su padre, Ali, y su madre, Gema, con el fin de protegerla del ataque con arma blanca.

Noticias relacionadas

Como cualquier otro niño de su edad, apuraba el último mes de vacaciones antes de comenzar el instituto. Ismael Baranda, de 15 años, iba a cursar 4º de la ESO en el Instituto Pablo Serrano, en el municipio turolense de Andorra. Era, según sus amigos, "amable, gracioso y cariñoso". Así lo recordarán sus compañeros, quienes desde este miércoles lloran su pérdida. Fue asesinado por su padre, Ali Mustafa, en un intento de proteger a su madre, Gema, quien ha tenido que ser hospitalizada en estado muy grave por heridas de arma blanca.

Sus vecinos, amigos y conocidos de Andorra coinciden en la misma idea: no existían precedentes de malos tratos en la familia, nunca habían dado de que hablar y eran muy estimados por la comunidad. Tampoco hubo ninguna denuncia previa; de ahí la sorpresa por todo lo ocurrido.

Sobre las 18:00 horas de este miércoles saltaba la noticia: un hombre había matado a su hijo, había agredido a su mujer y había intentado suicidarse saltando por la ventana de su piso, en una cuarta planta, en un pueblo de Teruel.

Ali Mustafa, junto con Gema, su mujer, e Ismael, su hijo

Ali Mustafa, junto con Gema, su mujer, e Ismael, su hijo

Según ha informado la delegada del Gobierno en Aragón, Carmen Sánchez, Gema y Ali, los padres del chico, habían mantenido una "fuerte discusión" el día anterior, el martes 6 de julio. Esta confrontación provocó que la madre cogiese a su hijo del brazo y juntos pasasen la noche fuera, probablemente alojándose en casa de algún familiar.

Trató de defender a su madre

Al día siguiente del conflicto, mujer e hijo regresaron a su domicilio, ubicado en el número 1 de la calle Estercuel. Fue allí donde, momentos más tarde, se produjo la salvaje agresión.

Ali Mustafa, portando un arma blanca, trató de asesinar a Gema, su mujer. Ismael, su hijo de 15 años, no pudo quedarse impasible ante lo que sucedía e intercedió entre ambos. "Siempre estaba pendiente de su madre", han descrito los vecinos al diario El País.

Murió intentando defenderla, apuñalado por su padre y falleció en el domicilio familiar a causa de múltiples heridas por arma blanca. Presentaba "cuchilladas por todo el cuerpo", según han indicado fuentes de la investigación.

Fotografía de la familia Baranda

Fotografía de la familia Baranda

A pesar de haber sufrido el peor destino posible, Ali no pudo acabar con la vida de Gema. La mujer, de 39 años, fue trasladada de urgencia en un helicóptero medicalizado hasta el Hospital Miguel Servet de Zaragoza. Allí fue intervenida quirúrgicamente y ha sido ingresada en estado muy grave en la Unidad de Cuidados Intensivos. Presentaba un traumatismo craneal y heridas de arma blanca en el hombro y el tórax.

El padre, por su parte, una vez perpetradas las agresiones, trató de quitarse la vida; se arrojó al vacío por la ventana de su piso, situado en una cuarta planta. Aunque en un primer momento logró sobrevivir, falleció momentos después en el Hospital de Alcañiz, debido a la gravedad de las heridas que presentaba por la caída. Este precipitamiento, presenciado por algunos vecinos, fue lo que les permitió dar la voz de alarma. La Guardia Civil, al llegar al lugar del crimen, encontró al joven Ismael tendido en el suelo, sin vida. Junto a él, su madre luchaba por sobrevivir.

Conmoción en Andorra

Todo el pueblo conoció la noticia casi inmediatamente después de que sucediera. No es frecuente que por allí sobrevuelen helicópteros medicalizados, por lo que temieron lo peor al divisarlo.

Andorra, que ya padeció una tragedia similar hace dos años con los asesinatos de Igor el Ruso, decidió espontáneamente responder ante la violencia. Una conentración vecinal condenó la violencia machista y trató de apoyar en los difíciles momentos a los familiares. Todos los grupos políticos, sin excepción, se sumaron a la repulsa.

Efectivos de la Guardia Civil frente a la casa en la que se produjo el suceso

Efectivos de la Guardia Civil frente a la casa en la que se produjo el suceso EFE

Ismael y su familia eran muy conocidos en la localidad, y precisamente no por mala fama. Nunca hubo ningún problema o percance con ellos. De hecho, los asistentes a la concentración señalaron que eran "educados y amables".

Al joven de 15 años, como a casi cualquier otro chico de su edad, le encantaba el deporte; practicaba, según el diario El País, parkour y kickboxing, además de ser un gran aficionado del Real Madrid. Su madre, Gema, regentaba un bazar en el pueblo -su pueblo natal-, aunque llevaba de baja desde hacía un año. Ali Mustafa, padre de Ismael y su asesino, no se crió en Andorra, sino que tenía nacionalidad magrebí. Había trabajado como albañil y en la central térmica como empleado de limpieza industrial. Llevaban viviendo el la localidad desde hacía más de 13 años.

Carmen Calvo lamenta la muerte del joven de 15 años de Andorra a manos de su padre

Este jueves, un día después del trágico suceso, el Ayuntamiento ha guardado un minuto de silencio en señal de condena. El alcalde de la localidad, Antonio Amador, ha comunicado que Andorra decretará tres días de luto por la muerte de Ismael y por la agresión a su madre. Del mismo modo, ha instado en la necesidad de que todas las instituciones "Vayan a una para acabar con esta lacra y trabajen de la mano con el objetivo de que hechos aberrantes como estos no vuelvan a suceder jamás", en referencia a la violencia de género.

El asesinato de Ismael es el tercer caso de violencia machista en el que un menor muere asesinado por su padre en 2019, tras los casos acontecidos en Tenerife y Murcia. Es la víctima número 30 de este tipo desde 2013, el año en el que comenzaron a registrarse este tipo de muertes.