Carmen Infante junto a la imagen de la radiografía que muestra el perdigón incrustado en un hueso de su pierna derecha.

Carmen Infante junto a la imagen de la radiografía que muestra el perdigón incrustado en un hueso de su pierna derecha. Cedida

Reportajes Delincuencia

Se busca al francotirador de perdigones de La Línea: "Dispara a cabeza, espalda y piernas"

  • Carmen Infante, de 43 años, tiene incrustado un perdigón en su pierna derecha desde la semana pasada.
  • Alguien de quien se desconoce la identidad le disparó con una escopeta mientras ella paseaba.
  • Cuando puso la denuncia, la Policía le comentó que había más casos.
  • 'La Línea como Medellín'

Carmen Infante caminaba por el paseo marítimo de La Línea de la Concepción (Cádiz) cuando, al pasar por delante de la barriada de San Bernardo, notó "un impacto fortísimo en la pierna derecha" a la altura del gemelo. Aquello sucedió sobre las 19.45 horas del jueves de la semana pasada.

Al mirarse, la mujer, de 43 años, se vio la pierna "encharcada en sangre", se mareó y tuvo que sentarse para evitar una caída. Al día siguiente se enteró de que alguien le había disparado con una escopeta de perdigones. Ese alguien, por el momento, no tiene rostro ni nombre. Fuentes oficiales de la Policía Nacional confirman que, al menos, hay dos denuncias y que ahora tratan de saber quién es. O quiénes son.

"Miré a mi alrededor y no vi a nadie en ese momento. Pensé que algún coche había levantado una piedra mientras circulaba", cuenta Carmen a EL ESPAÑOL. "Lo cierto es que dolía una barbaridad".

"Un proyectil de calibre pequeño"

Tras recuperarse, la mujer se marchó a casa, donde se curó la herida y se puso hielo sobre ella. Al día siguiente, tras una noche de intensos dolores, acudió al ambulatorio. Allí, el médico que le atendió le recomendó que acudiera al hospital para que le hicieran una radiografía. "Parece que tienes un impacto de un proyectil de calibre pequeño", recuerda Carmen las palabras del galeno.

En el hospital, los médicos le hicieron la radiografía y confirmaron lo que Carmen se temía. "Un perdigón se me había incrustado en el hueso. Me recomendaron que no me opere porque hay riesgo de infección. Me pusieron un tratamiento y estoy a la espera de que mi cuerpo asimile ese objeto que tengo dentro. Pero temo que los dolores continuen cuando abandone la medicación o que me impida llevar la misma vida de antes, ya que practico mucho deporte".

Carmen no era la única. Los médicos que le atendieron le dijeron que el día anterior un anciano había recibido asistencia porque también presentaba un impacto de perdigón en una de sus piernas.

Imagen de la publicación que Carmen Infante subió a una red social contando lo que le había sucedido.

Imagen de la publicación que Carmen Infante subió a una red social contando lo que le había sucedido. Cedida

"También disparan a coches y animales"

El sábado pasado, dos días después de recibir el disparo, Carmen Infante acudió a la comisaría de La Línea para presentar una denuncia. La mujer cuenta al reportero que el policía que le atendió le aseguró que "no era el primer caso así que recibían".

Carmen, al volver a casa, publicó en su perfil de una red social la radiografía de su pierna afectada. La acompañó de un texto en el que explicaba lo sucedido. Desde entonces, la gente se pone en contacto con ella para comentarle que hay más víctimas del 'francotirador' de La Línea.

"Ahora todos los días me entero de dos o tres casos similares. Y lo que me llega es que no es una sola persona, sino que son varias. Disparan a piernas, cabeza, espalda... También a coches y a animales. Por lo que sé, son miembros de una familia muy problemática del barrio de San Bernando".