Lugar en el que se produjo el atropello mortal de Paula P.S..

Lugar en el que se produjo el atropello mortal de Paula P.S.. A. L.

Reportajes Accidente mortal

La tragedia de Paula: muere atropellada por un amigo al llevarle combustible para su moto

  • La joven, de 16 años, falleció al ser embestida por un coche en el que también viajaba su novio.
  • El conductor, que dio positivo en la prueba del alcohol, está acusado de los delitos de homicidio imprudente y contra la seguridad vial.
  • Un futbolista arrolla a dos personas

Han atropellado a Paula, la novia del ‘meloncito”, lee este miércoles el reportero en un mensaje de mensajería instantánea que enseña en su móvil un joven vecino de El Arahal (Sevilla). “¿Qué dices, quillo?”, respondía el chico. Su interlocutor le volvía a contestar. “Pare, que sí. Al parecer él iba en el coche que se la ha llevado por delante”.

La hora de la conversación: las 23.55 horas de la noche de este pasado martes. Era cierto. Paula P. S., de 16 años, falleció un poco antes de dicho intercambio de mensajes. Sucedió en torno a las 23 horas de este martes. El coche en el que viajaba su novio, al que apodan ‘El Meloncito’, se llevó por delante a ella y a una amiga de 17 años. La otra chica, que está herida grave en un hospital de Sevilla, era la novia del joven que conducía el vehículo.

En ese momento de la noche, las dos menores esperaban a sus novios en una carretera sin arcén y sin iluminación que une las localidades sevillanas de El Arahal y Paradas. Una de las hipótesis que se barajan, quizás la que mayor fuerza cobra, es que la fallecida y su novio fuesen previamente en el ciclomotor, que se quedaran sin gasolina y que el chico llamara a su amigo para que le prestara ayuda.

Cuando éste llegó con su novia, la joven se habría quedado con Paula P. S. en la carretera y su novio se habría marchado hasta Paradas a por combustible con su amigo. Al retornar los chicos, ambos mayores de edad, no habrían visto a sus novias y las embistieron.

Lugar del accidente mortal de Paula P. S.

Tras el accidente, la Guardia Civil le practicó la prueba de alcoholemia al conductor del coche, un joven de 26 años vecino de Marchena al que apodan ‘El Bicicleta’. Dio positivo. La Benemérita lo detuvo.

Al día siguiente, este miércoles, el titular del Juzgado de Primera Instancia e Instrucción Número 2 de Marchena, donde reside, lo dejó en libertad con cargos. Deberá comparecer al menos una vez al mes en sede judicial. Está acusado de los delitos de homicidio imprudente y contra la seguridad vial.

Un conductor alertó a la policía

El aviso de alerta lo dio a la Policía Local de El Arahal un conductor que pasó por el lugar del accidente poco después de suceder. Paula ya había fallecido cuando llegaron los efectivos sanitarios. Su cadáver estaba junto unos matojos que hay a ambos lados de la vía, poco transitada y rodeada de campos de trigo, olivos y la nave de una empresa.

El cuerpo de la otra joven estaba a unos diez metros en mitad del campo. Había salido despedida tras recibir el impacto. Se encuentra en la UCI del Hospital Virgen del Rocío de Sevilla. Ambos vehículos, el coche y la moto, también están fuera de la carretera.

Este miércoles, cuando EL ESPAÑOL visita El Arahal y recorre el lugar del suceso, todavía quedaban restos de chatarra entre la maleza, rastros de sangre de la fallecida en el asfalto y las marcas de un frenazo a una treintena de metros de donde estaba el cadáver de Paula, por lo que el impacto debió de ser muy contundente y a una velocidad notable.

Por el momento se barajan dos escenarios posibles. El primero, descrito unas líneas más arriba. La segunda hipótesis que baraja la Guardia Civil y que se comenta entre los vecinos de El Arahal, de donde era la joven fallecida y es su novio, es que ambas parejas habrían estado haciendo trompos por las rotondas de Paradas con el coche que acabó accidentado. Las dos jóvenes se habrían enfadado con sus novios y habrían decidido marcharse en la moto que conducía Paula.

En el trayecto hasta El Arahal las dos amigas se habrían quedado sin combustible y habrían llamado a sus novios. Al llegar éstos, las embistieron. Paula P.S. perdió la vida. Su amiga lucha por mantenerla.

Despedida de una amiga de la joven fallecida a través de una red social.

Despedida de una amiga de la joven fallecida a través de una red social.

Trabajaba como repartidora de comida

Paula P. S. era una joven conocida en su pueblo. La cuarta de siete hermanos, para ganarse algún dinero trabajaba repartiendo kebabs de un negocio de restauración de la localidad durante los fines de semana, según cuentan varios jóvenes que la conocían. Los chavales cuentan que estudiaba un ciclo formativo en el Instituto Ál- Ándalus de El Arahal.

Su novio, ‘El Melón’, cuenta el ABC de Sevilla que hace año y medio tuvo otro accidente de tráfico. Fue de madrugada en la calle Fuente de la Salud de El Rahal. Ese día, según dicho diario, chocó solo contra un coche aparcado en la calle y se estampó contra la pared de una vivienda. Aunque resultó herido grave, logró recuperarse.

Este miércoles, el centro educativo en el que estudiaba Paula la recordó con un minuto de silencio. Su director, Miguel José Ruiz, dispuso de una psicólogo orientadora para atender a los compañeros que lo necesitaran.

Punto de la carretera junto al que apareció el cadáver de Paula P. S. Este miércoles, un día después del accidente, todavía quedaban restos de los vehículos siniestrados.

Punto de la carretera junto al que apareció el cadáver de Paula P. S. Este miércoles, un día después del accidente, todavía quedaban restos de los vehículos siniestrados. Andros Lozano