Las alumnos sólo se examinarán de materias de 2º de Bachillerato.

Las alumnos sólo se examinarán de materias de 2º de Bachillerato. EFE

Reportajes

El 'engaño' de la España de las 17 Selectividades: ¿por qué Canarias saca siempre mejor nota?

Los alumnos canarios tienen el triple de oportunidad que los navarros o castellanoleoneses de acceder a carreras punteras como Medicina porque en la prueba de acceso a la Universidad llueven los sobresalientes. 

Imaginemos un final de curso en una clase con 17 alumnos de 15 años. Asomando ya los meses de verano, un examinador -pongamos que se llama PISA- entra en el aula y realiza un único examen a todos los alumnos. Ya saben, mismas preguntas, mismo tiempo para realizarlo, mismos criterios para evaluar y un mismo profesor para corregir. Y aquí las notas. Los estudiantes llamados Castilla y León, Navarra y Galicia son los que mejor nota sacan. Los que peor -con diferencia-, Andalucía, Extremadura y Canarias.

Pues bien, sigamos imaginando. Pasan tan sólo dos años y los mismos 17 compañeros -ya con 17 años- que siguen juntos en clase reciben la visita de otro examinador a final de curso. Digamos que esta vez se llama Selectividad. Quiere testarlos para saber si están preparados para acceder a la Universidad. Así que decide que la mejor opción es repartir 17 exámenes distintos, con preguntas que no coinciden unas con otras y con tiempos para realizarlos que varían. Además, serán corregidos por profesores distintos. ¿El resultado? Ahora, los alumnos sobresalientes se llaman Canarias y Extremadura y los que están a la cola de los resultados son Castilla y León, Navarra, Galicia. Sí, los peores los que antes eran los mejores. Y viceversa.

Este es el cuento que termina con la moraleja de la desigualdad de la Prueba de Acceso a la Universidad en España. Bienvenidos al país de las 17 Selectividades.

¿Cómo es posible que los estudiantes que mejores resultados obtienen en el Informe PISA -una prueba internacional que mide competencias en Ciencias, Matemáticas y Comprensión lectora sean los que peores notas saquen -tan sólo dos cursos después- en Selectividad? Las competencias educativas están transferidas a las comunidades autónomas y son cada una de ellas las que planifican, diseñan y evalúan de manera distinta a los alumnos que han estudiado en sus regiones.

"Castilla y León tiene la EBAU (Evaluación del Bachillerato para el Acceso a la Universidad) -antigua Selectividad- más dura de todo el país". Así de tajante se expresa el consejero de Educación de esta comunidad, Fernando Rey (PP), quien aboga por un examen común en toda España para acabar con las "desigualdades" entre comunidades autónomas. Es lo mismo que en su momento soñó el exministro José Ignacio Wert (PP) con su malograda LOMCE.

Castilla y León pide una prueba única de Selectividad

El extitular de Educación pretendía examinar a todos los alumnos de 2º de Bachillerato -una vez terminado el ciclo- de las mismas asignaturas en exámenes comunes para todos los territorios. Con esto, decía, se pondría fin a las desigualdades actuales para acceder a la universidad, ya que tras la Selectividad existe lo que se llama distrito único: un estudiante puede tratar de acceder a cualquier universidad pública española independientemente de la región autónoma en la que se ha examinado. Es decir, una chica de Murcia una vez aprobada la Selectividad en su comunidad puede optar a plaza de Medicina en universidades, por ejemplo, madrileñas, catalanas, andaluzas o gallegas.

Cristina Rueda es profesora en la Facultad de Medicina de Valladolid. Año tras año ve en su clases un alto porcentaje de alumnos que no son de Castilla y León. En concreto, este curso sólo el 44% de estudiantes pertenece a esta región. El resto, de fuera. Una tendencia que se repite, curso a curso. Entonces, hace dos años, Manu, un amigo de su hijo brillante en el ámbito académico se quedó sin poder estudiar Medicina: ni en su comunidad ni en el resto de universidades. Tras unas buenas notas en Bachillerato, una dura Selectividad le penalizó y se quedó sin plaza en el Grado de sus sueños.

Las diferencias de notas entre comunidades autónomas quedan evidenciadas con los datos del Ministerio de Educación. Si tomamos la media de alumnos con nota de sobresaliente (entre 9 y 10) la diferencia es muy notable. La comunidad autónoma que más alumnos sobresalientes tiene en Selectividad es Canarias, con 23 de cada 100 (23,02%); mientras que en Navarra sólo 6 de cada 100 (6,17%) logran la máxima puntuación. En Castilla y León ni 9 de cada 100 (8,74%). Tres veces menos en ambos casos. En Extremadura la lluvia de Sobresalientes en Selectividad también es llamativa: 19 de cada 100 alumnos.

Media de estudiantes sobresalientes por CCAA

Canarias: 23,02%

Extremadura: 18,93%

Murcia: 16,95%

Asturias: 16,05%

Aragón: 14,30%

Cataluña: 13,89%

Castilla La Mancha: 13,52%

País Vasco: 12,97%

Andalucía: 12,81%

Madrid: 12,19%

Cantabria: 11,05%

Baleares: 10,92%

Comunidad Valenciana: 10,61%

Galicia: 9,92%

La Rioja: 9,21%

Castilla y León: 8,74%

Navarra: 6,17%

Partiendo con estos datos de base, la profesora Rueda quiso demostrar científicamente cómo el acceso a la universidad se hace en "desigualdad". Así nació el Informe Manu, en honor del amigo de su hijo que no pudo estudiar Medicina el año que terminó sus estudios de Bachillerato. En este estudio Rueda demuestra cómo el actual sistema de acceso a la Universidad -que toma como criterio las notas de Bachillerato y Selectividad- "no da las mismas oportunidades a estudiantes de diferentes comunidades y está perjudicando a alumnos de Castilla y León".

"Las diferencias entre comunidades autónomas son muy altas y desde luego no se corresponden a un reparto equitativo. La probabilidad de acceder a una plaza en una Facultad de Medicina es en Canarias más de tres veces mayor que en Navarra y más de dos veces mayor que en Castilla y León", denuncia la profesora universitaria.

Ante esta situación, el consejero educativo de Castilla y León -que aboga por una prueba única para todo el territorio- ha dado un paso más al frente y ha pedido a los profesores que formarán parte de los equipos técnicos que elaborarán los exámenes de todas las distintas asignaturas que tengan esas "desigualdades" en cuenta y pongan un "examen ajustado". Eso sí, insiste, "sin bajar el nivel de exigencia, ni el rigor ni la seriedad de la prueba".

A un mes de la temida -para muchos- Selectividad, miles de estudiantes castellanoleoneses se seguirán manifestando por una prueba de acceso única para no seguir compitiendo en "clara desventaja" para acceder a la universidad. Esto, sumado a las palabras del consejero educativo pueden provocar que este año se produzca un vuelco en el ránking de notas en la Selectividad por comunidades autónomas. ¿Serán de un curso para otro los alumnos de Castilla y León -como en PISA- los que se coloquen como los estudiantes más aventajados en la EBAU?