Los cinco miembros de La Manada han sido condenados a nueve años de prisión por un delito de abuso sexual continuado de la chica de 18 años durante los Sanfermines de 2016 y no por violación. 658 días después de los hechos, tras un largo proceso judicial, el presidente de la Sección Segunda de la Audiencia de Navarra ha leído este jueves el fallo que declara culpables a los cinco jóvenes sevillanos.

Meses después de uno de los procesos más mediáticos que se recuerdan en este país, los jueces han dictado su veredicto. El tribunal navarro ha decidido que los cinco acusados continúen en la cárcel.

El tribunal los condena por abusos sexuales y no por agresión sexual, delitos que se diferencian por el uso de la violencia y la intimidación, con lo que entiende que los abusos se produjeron sin consentimiento pero sin que concurrieran esas circunstancias.

Por ello absuelve a José Ángel Prenda, Ángel Boza, Jesús Escudero, Antonio Manuel Guerrero (guardia civil) y Alfonso Jesús Cabezuelo (militar de la unidad de Emergencias del Ejército) acusados de los delitos continuados de agresión sexual, robo con violencia e intimidación y contra la intimidad, si bien a Guerrero lo condena por el hurto del teléfono de la víctima.

La sentencia condena a 'La Manada' sólo por abuso sexual y no por violación

La Justicia ha condenado a los jóvenes sevillanos a pagar, entre todos, una indemnización de 50.000 euros a su víctima. El Prenda y sus amigos no podrán acercarse a la joven durante quince años. La orden de alejamiento refiere una distancia de 500 metros y prohíbe cualquier tipo de comunicación, tanto oral como escrita o informática.

Uno de los tres magistrados que componen la sección segunda de la Audiencia de Navarra ha emitido un voto particular a la sentencia a La Manada por el que ha pedido la absolución de los cinco acusados de los delitos de agresión sexual, contra la intimidad y robo con intimidación por el que habían sido juzgados.

Su voto particular pide la absolución de los acusados de todos los delitos de los que han sido juzgados y plantea condenar a Guerrero por un delito de hurto (robo del móvil de la joven denunciante) a una multa de dos meses con una cuota diaria de 15 euros. Además, el magistrado pide la puesta en libertad de los cinco acusados, que actualmente se encuentran en prisión.

La fiscal Elena Sarasate pidió el pasado mes de noviembre hasta un total de 22 años de prisión para cada uno de los cinco jóvenes: 18 por la violación, dos años y 10 meses por los vídeos y otros dos años por un delito de robo con intimidación.

La lectura del fallo se ha realizado en la sala 102 de los juzgados de Pamplona. Ninguno de los cinco acusados ha estado presente. Han sido sus abogados quienes les han comunicado el contenido de la sentencia.

Los hechos juzgados

7 de julio de 2016. En torno a las tres de la mañana, cinco jóvenes sevillanos se encuentran con una chica de 18 años que está sentada en la Plaza del Castillo. Minutos después, en un portal de la calle Paulino Caballero, a apenas 200 metros del lugar en que se encuentran, los cinco abusan de ella, graban vídeos de todo ello y, cuando terminan, la dejan tirada y le roban el teléfono móvil. Minutos después, la chica se sienta en un banco, dos personas la ven, se acercan a socorrerla y se activa el protocolo municipal para casos de agresiones sexuales.

Mientras, los miembros de 'La Manada' continúan de fiesta, beben... Al filo de las ocho y media de la mañana son detenidos en los alrededores de la plaza de toros.