El Español
Vivir
|
Mascotas

Tito busca casa en A Coruña: Un Montaña de los Pirineos retirado al dueño por maltrato grave

El animal ha sufrido fuertes palizas de su dueño y ahora espera en Apadan (Culleredo) a que alguien le regale un nuevo hogar
El perro "Tito" de Apadan.
Apadan
El perro "Tito" de Apadan.
Ofrecido por:

«Tito», es un Montaña de los Pirineos que fue retirado judicialmente a su dueño tras ser condenado por maltrato grave y que ahora desde Apadan (Asociación Protectora de Animales Domésticos Abandonados del Noroeste) en Culleredo (A Coruña) le buscan un hogar para empezar una nueva vida.

Desde la protectora trasladan que «es uno de los perros más grandes que han tenido» y definen el exdueño del animal como «una persona que jamás fue nada suyo aparte de su maltratador y carcelero», ya que cuentan que tristemente «golpeaba al perro hasta que se cansaba». «No es un perro pequeño, débil o fácil de acobardar. Es un coloso especialmente valiente, confiado y seguro de sí mismo, lo contrario de un «pobre diablo» indefenso incapaz de rebelarse», expresan, a lo que añaden que «si hubiera sido la mitad de mala bestia que su maltratador, éste no habría podido salir indemne de esas palizas». «Tito es demasiado bueno como para eso», admiten.

Los cuidadores del animal en Apadan cuentan sobre él que se trata de «un perro noble, confiado y paciente que aguantaba estoico el chaparrón hasta que escampara», en relación a las palizas recibidas, y que «a pesar de lo vivido, Tito no siente pena de sí mismo ni guarda rencor alguno porque su fabuloso carácter le hace seguir siempre hacia adelante». En este sentido, miembros de la protectora han hecho un llamamiento a través de sus redes para que Tito «encuentre a alguien a quien poder considerar familia».

«Tito aleja la oscuridad y la pena llenándolo todo con su enorme humanidad, con su alegría, con su luz y su sonrisa. Cuando te abraza ahuyenta todo lo malo con ese exuberante afecto que solo pueden dar los perros muy grandes, un amor que te envuelve y acoge como el mejor de los abrigos», aseguran. El perro se entrega desparasitado, vacunado, esterilizado y con microchip y los interesados en adoptarle tendrán que acudir a las instalaciones de la protectora los sábados o domingos por la mañana.

TEMAS:
Vivir