El Español
Cultura
|
Audiovisual

'La isla de las mentiras': La historia de tres heroínas gallegas que nadie recordaba

La directora coruñesa Paula Cons recupera del olvido a María, Josefa y Cipriana, que salvaron la vida de casi medio centenar de personas en 1921, y las convierte en protagonistas de un thriller en el que se mezclan ficción y realidad
Un momento de 'La isla de las mentiras'.
Cedida
Un momento de 'La isla de las mentiras'.
Ofrecido por:

Fue número uno en Filmin la semana de su estreno y continuó como una de las películas más vistas en días sucesivos. Su directora, Paula Cons, asegura que fue "un éxito inesperado" y que el equipo está muy contento con la acogida. El recibimiento de La isla de las mentiras es una recompensa a un trabajo bien hecho y con buenas intenciones: recuperar del olvido la historia de tres mujeres que salvaron la vida de 48 personas durante un naufragio en las inmediaciones de la isla de Sálvora, en A Coruña.

Los hechos narrados en esta ficción están "inspirados libremente" en la historia de María, Josefa y Cipriana y en lo que ocurrió la noche del 2 de enero de 1921, cuando el Santa Isabel se fue a pique. La película gira alrededor de las tres heroínas y su hazaña, pero esconde mucho más. Tanto, como la propia Sálvora. Paula Cons conoció el suceso gracias a una amiga que, al igual que ella, es periodista de formación y que visitó una exposición de Tino Vieitez. La coruñesa, como muchos otros gallegos, nunca había escuchado hablar de la historia de estas tres mujeres y comenzó a investigar sobre lo ocurrido.

María, Josefa y Cipriana

"Estos días que llueve, que hay un temporal horroroso y tú estás en casa, al calentito, miras por la ventana y piensas que ellas se metieron en el mar, hicieron tres viajes y salvaron a 48 personas e un día así. Me dejó alucinada. Hay un punto en el que me dije: ¿cómo puede ser que no sean recordadas? En otras circunstancias, hay gente que tuvo miles de homenajes, honores, calles o estatuas por muchísimo menos. ¿Cómo puede ser que estas señoras no tengan nada? No puede ser", lamenta la directora coruñesa.

María, Josefa y Cipriana (Cedida).

En Cipriana, Josefa y María, la también guionista vio "unos personajes fantásticos" y comenzó a escribir con la intención de despertar interés por ellas y lograr que el público conozca la verdadera historia. "Yo soy honesta y en ningún momento pretendo que sea verídico. No es un documental, es ficción. Lo que me inspira y lo que inicia la película es real: el hecho y los personajes. Donde fabulo es en los motivos del naufragio. Cojo mucho de la leyenda negra de la Costa da Morte", explica Cons. La isla de las mentiras es una mezcla entre lo real y lo ficticio que atrapa al espectador y lo acerca a la vida en la isla de Sálvora hace un centenar de años.

"Me fascinaba el tema de lo que ellas habían vivido, desde el shock postraumático hasta el ir a salvar a esas personas, el cómo una mujer en esa época, en una isla, podía gestionar todas esas emociones", explica la coruñesa, que asegura que "no fue nada premeditado" que la historia se convirtiese en un thriller. Cuando el guion ya estaba bastante avanzado, Cons reparó en que el segundo acto flojeaba un poco. Apareció entonces la mano del coproductor y también guionista Luis María para ayudar a desenredar el nudo de esta parte.

La isla de Sálvora

Josefa, Cipriana y María se quedaron a vivir en Sálvora bastante tiempo tras el suceso, aunque todos los colonos acabaron marchándose porque ·el marqués empezó a llevar especies cinegéticas" para cazar, lo que provocaba un desiquilibro en el orden de la isla, con los cultivos, la ganadería y la agricultura. "Creo que también hubo un punto en el que se hartaron de esa vida tan austera. No pasaban hambre, pero sabían que a pocos kilómetros, en Castiñeira, en tierra firme, podían llevar otra vida. Al final se acabaron yendo. Con el dinero que sacaron de algunos homenajes creo que se compraron un terreno y una casiña y así vivieron, olvidadas de todo y por todos", explica Cons.

María y Josefa en un momento de 'La isla de las mentiras' (Cedida).

Las isleñas habían salvado a casi medio centenar de personas sin pedir nada a cambio, pero tuvieron que asistir a varios actos de agradecimiento en los que eran el centro de atención para escuchar más tarde como eran acusadas de ladronas, lo que las llevó a negarse a hablar de lo sucedido. "Me hacen unos homenajes que yo no he pedido en ningún momento y después de pasearme como una mona de feria, empiezan a decir que yo robé. ¿Qué es esto? Es hacer un daño innecesario, me parece horrible", lamenta Cons.

El equipo rodó en Sálvora durante dos semanas, pero quedarse más tiempo era "inviable por un tema de logística": no es posible pernoctar en la isla. Las otras localizaciones están distribuidas en diferentes puntos geográficos, como San Vicente do Mar, los puertos de la zona de Muros y algunos exteriores en Arzúa. "Hay una anécdota curiosa. Tú crees que estás viendo una secuencia en Sálvora y al fondo, lo que ves, es Sálvora", explica la directora.

El casting dejó "satisfechísima" a Paula Cons, que asegura que "todo el mundo" le facilitó el rodaje. La elección de Nerea Barros, a la que considera una persona "inteligentísima", como María la tuvo clara desde el primer momento: "En el primer ensallo me enamoré. Me echaba un poquito para atrás que ella es muy bella, por si desviaba la atención, pero no". Victoria Teijeiro, que se pone en la piel de Josefa, hizo un casting "alucinante", aunque Cons ya había visto su foto mientras trabajaba en el guion.

La directora de casting, Conchi Iglesias, tiene el mérito de la tercera actriz principal: Ana Oca como Cipriana. "Yo lo que tenía claro era que quería una niña de la edad y no una chica de 24 años que pareciera joven. Eso se nota muchísimo en la manera de hablar o de moverse. Aunque es una chavalita muy alta, lo que fue un problema porque esa altura no pegaba mucho con la isla, se ve que es una niña", indica la directora coruñesa.

Versión en gallego para el cine

La isla de las mentiras es una de las películas seleccionadas para el Festival Internacional de Cine de Shanghái, donde se vendieron todas las entradas en los tres pases. Cons explica que la obra cinematográfica se está vendiendo muy bien internacionalmente a pesar de ser local, y que tienen ofertas de compra en China, el este de europa y de alguna aerolínea asiática.

"La versión que se va a estrenar en Galicia en cines va a ser una versión en gallego y castellano, que es como debería haber sido la película. Es lo que yo quería", explica la directora. El resultado del doblaje es "maravilloso" gracias al trabajo lingüístico que hizo que la fonética de las protagonistas fuese gallega y a la labor de la directora de doblaje. La fecha de estreno en cines, "por ahora", es el próximo 2 de octubre.

Fálalle de min, non consintas esquecer, se escucha cantar al final a Guadi Galego. La compositora y cantante de Cedeira escribió la letra apenas una hora después de ver la película, que le había facilitado Paula Cons. "Los hermanos Pascual ayudaron a darle esa envoltura maravillosa. A ella lo que más la movió fue la figura de la madre y de sus hijos, que le dicen que luche por su recuerdo. Pero también ellas. Es un estribillo extensible para toda la película: ya basta de olvidarnos", indica la directora.

La coruñesa tiene varios proyectos en marcha y otros que guarda en su mente, como la idea para una nueva película. "En breve empezaré con una serie documental y quiero intentar mover una serie de ficción que tengo escrita llamada Oro negro y que es un western ambientado en Galicia. También estoy acabando con un director de Vigo un documental maravilloso que se llama A cero cinco, que es la historia de un director de cine que se queda paralítico y su relación con un equipo de baloncesto en silla de ruedas. En noviembre o diciembre ya empezaremos a enviarlo a festivales", enumera Paula Cons.

Cultura