El Español
Actualidad
|
A Coruña

La Xunta analizará las aguas residuales de residencias coruñesas para detectar coronavirus

Alberto Núñez Feijóo también anunció este mediodía la ampliación de la tarjeta monedero para las familias con pocos ingresos otros tres meses
El presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo en una imagen de archivo.
EP
El presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo en una imagen de archivo.
Ofrecido por:

Cinco residencias de A Coruña participarán en una prueba piloto para detectar casos de coronavirus con mayor antelación y poder actuar con rapidez. Esta iniciativa, anunciada este mediodía por el presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, consiste en el análisis de las aguas residuales de los centros.

Este proyecto permitirá detectar casos de COVID-19, incluso los asintomáticos. Así, si el análisis de las aguas residuales de las arquetas arroja restos de coronavirus, se podrá comenzar el rastreo en los centros para poder atajar con mayor rapidez los brotes. La prueba contará además con una base de datos y un cuadro de mantos para agilizar la detección de positivos.

Esta no fue la única novedad que Feijóo trasladó este mediodía. El líder del PP gallego también anunció la modificación de la Lei da Saúde de Galicia para gestionar la pandemia y aseguró que las explotaciones y pequeñas industrias agroalimentarias que tengan trabajadores en cuarentena por el coronavirus dispondrán de un servicio de sustitución totalmente gratuito.

Ampliación de la tarjeta monedero

El presidente de la Xunta también anunció este mediodía la ampliación de la tarjeta monedero para las familias con pocos ingresos otros tres meses. Esta iniciativa que el Gobierno gallego desarrolló con la Cruz Roja tenía una duración inicial de tres meses, que ahora se extenderá hasta finales de año.

La tarjeta supone un coste de 14.6 millones por el semestre y permitirá a las personas que la soliciten disponer de 900 euros en el caso de aquellas que viven solas, de 1.200 euros en los hogares donde residen dos individuos y de 1.800 donde hay tres o más habitantes. Los beneficiarios pueden acceder a esta tarjeta tres días después de solicitarla y, según defendió la conselleira de Política Social, Fabiola García, no estigmatiza a aquellos que reciben ayudas sociales porque les permite acceder a ellas de forma anónima.

Actualidad